se sintió culpable por intentar rehacer su vida

se sintió culpable por intentar rehacer su vida

Una víctima de violación: "Si la chica no está destrozada 24 horas, dudamos de que sea una víctima"

Paula fue violada hace siete años y ha revivido su agresión con el juicio a los miembros de 'La Manada'. "Vuelves a sentir esa losa de que no puedes recuperarte, y de que tu vida tiene que quedar manchada porque si no, de alguna forma, no es cierto lo que te ha pasado", recuerda.

El juicio a los cinco miembros de La Manada, en Pamplona, ha hecho que durante los últimos meses, muchas mujeres hayan alzado la voz en la calle en defensa de la joven madrileña.

Paula fue violada por un desconocido una noche que estaba de fiesta. Siete años después, se ha puesto ante una cámara para recordarlo. Dice que seguir el juicio de Pamplona le ha supuesto "rabia y dolor". "Vuelves a sentir esa losa de que no puedes recuperarte, y de que tu vida tiene que quedar manchada porque si no, de alguna forma, no es cierto lo que te ha pasado. Parece que la chica tiene que estar destrozada 24 horas todos los días, sino, dudamos que es una víctima", lamenta.

Parece que la chica tiene que estar destrozada 24 horas, sino, dudamos que sea una víctima

Recuerda que, cuando fue agredida, le cogió miedo a todo lo que estaba relacionado con la violación: salir por la noche, los chicos... De hecho, a los tres días de la agresión, se cuestionó si quería seguir viviendo. "Ante un hecho muy grave, a veces es normal cuestionarte si puedes seguir con ello. Te sientes culpable por intentar rehacer tu vida".

El juicio contra su agresor fue "muy duro". "Tienes que repetir situaciones que son humillantes, vejatorias para ti misma", explica. El hombre que la violó fue condenado a diez años de cárcel, algo que "ayuda", en su opinión. "En un primer momento necesitaba venganza, pero a largo plazo ya es una responsabilidad que tienes para con otras posibles víctimas, para que no les pueda pasar".

Han pasado siete años pero aún necesita ayuda de un profesional. "Esto me ha hecho crecer y mejorar como persona. Puedo estar en la calle. Quiero estar por la calle y ser libre y no tener que tener miedo y tener que ser valiente". No obstante, es consciente de que "es un proceso largo, doloroso e intenso, pero se puede salir de esto, y reforzada". Sobre todo, insiste en algo muy importante y es que las víctimas no han hecho nada malo. Por último, lanza un mensaje a los hombres: "Daos cuenta de que somos personas, y vosotros formáis parte del problema si os calláis, pero de la solución si habláis".

Seguro que te interesa

antena3.com | Madrid | 26/04/2018

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.