SALIDA Y META EN ABU DHABI

SALIDA Y META EN ABU DHABI

El primer avión sin combustible que dará la vuelta al mundo despegará en marzo de 2015

Se trata del 'Solar Impulse 2', un avión cuyas alas están cubiertas con 17.000 células foto voltaicas que permitirán que pueda acumular la energía solar durante el día y volar también durante la noche. Los trabajos en esta nave se han desarrollado durante doce años. Los pilotos Bertrand Picard y André Borschengberg protagonizarán la gesta.

El avión Solar Impulse
El avión Solar Impulse | Getty Images

'Solar Impulse 2', el primer avión del mundo propulsado con energía solar, estará listo para dar la vuelta al mundo la próxima primavera, en una travesía que partirá desde Abu Dhabi (Emiratos Arabes Unidos), capital en la que también tendrá destinó final. El avión, que podrá volar durante el día y la noche, tiene una envergadura de ala de 72 metros, más que un Boeing 747, pero su peso es similar al de un vehículo (2.300 kilogramos). La nave lleva cuatro motores eléctricos que se mueven con la energía solar que producen sus 17.000 células foto voltaicas que recubren sus alas. Los motores logran acumular la energía solar producida en las horas de luz y la utilizan durante la noche, de modo que la nave puede seguir volando cuando falta el sol.

Además, la cabina, de 3,8 metros cúbicos, es monoplaza, tiene un asiento ergonómico y cuenta con un pequeño servicio para los pilotos, que tendrán que alimentarse de una comida especial y que dormirán sólo veinte minutos, para lo cual llevan meses entrenándose. Desde esa cabina se monitorizarán las constantes vitales del piloto para detectar cualquier anomalía.

'Solar Impulse 2' puede alcanzar una altura máxima de 8.500 metros y una velocidad máxima de 90 kilómetros hora a nivel del mar y 140 kilómetros hora en su máxima altitud. En concreto, los creadores de Solar Impulse -con el que han hecho pruebas y varios vuelos experimentales - y de Solar Impulse 2, con el que realizarán su nueva gesta, Bertrand Picard y André Borschengberg, podrán pasar cinco días y cinco noches seguidas sin necesidad de aterrizar y volando ininterrumpidamente.

Picard cree que ésta es la prueba para demostrar al mundo que "las energías limpias junto con la tecnología de vanguardia" pueden ayudar a lograr un medio ambiente sostenible si detrás hay una apuesta decidida por ellas. Sobre la nave en la que llevan trabajando doce años con el patrocinio de Schindler, Bayer, Omega, Solvay o ABB, ha explicado que trata de un avión "absolutamente eficiente energéticamente" y que dispone de los mejores motores, las mejores baterías, y los materiales más ligeros" para poder mantenerse en vuelo.

"Es un ejemplo de lo que podemos llegar a construir cuando tenemos esperanza. Se trata de proteger al ser humano, no a la naturaleza. La naturaleza sabría cuidarse de sí misma si desapareciera el hombre. Tenemos que proteger al ser humano de la contaminación, de todos los problemas que él mismo ha construido", manifestó el piloto y aventurero durante la reciente presentación de avión en el angar de Payarne (Suiza).

Picard fue el primer hombre en dar la vuelta al mundo sin paradas en un globo aerostático, aunque lleva el desafío humano en la sangre, ya que su abuelo fue el primero en subir en globo a la estratosfera. "Es un proyecto humanista más allá de lo aeronáutico", subrayó durante la presentación del proyecto en España en 2012.

La travesía partirá desde Abu Dhabi en marzo de 2015, volará sobre el mar de Arabia, India, Birmania, China, el Océano Pacífico, Estados Unidos, el océano Atlántico, y el sur de Europa (eventualmente España) o el norte de Africa. El avión, en su primera fase, ya voló sobre España en 2013, durante el primer vuelo experimental intercontinental desde Suiza a Marruecos, 6.000 kilómetros donde atravesó el Estrecho de Gibraltar, una de las etapas más difíciles por el viento y las corrientes. Después de aquella hazaña, el avión realizó su primer vuelo a Estados Unidos, donde viajó desde San Francisco a Nueva York.

Durante la presentación del avión y del vuelo intercontinental en España en 2012, el Presidente Ejecutivo de la Zona Europa Sur de Schindler, Carlos Guembe, destacó la apuesta de su compañía por este proyecto "valiente" e innovador para el sector de la aviación. "No se trata de consumir menos, sino de buscar fuentes alternativas para no consumir nada. Esa es la tecnología que queremos aplicar a nuestros ascensores", apuntó entonces.

En esa línea y objetivo, la compañía puso en el mercado a principios de 2013 su primer ascensor solar, que consigue un ahorro del 50 por ciento de la energía consumida por el modelo convencional de ascensores en un año. El ascensor puede funcionar con placas fotovoltaicas, con la red eléctrica o bien con una mezcla de ambas. Así, en función de las condiciones y la disponibilidad de su fuente de alimentación, la luz solar, el desplazamiento del ascensor puede ser completamente autónomo.

Durante el lanzamiento del ascensor solar en 2013, el director de negocios de Europa sur de Schindler, Alain Garrigue, aseguró que la empresa --que transporta a diario de forma vertical a mil millones de personas en todo el mundo-- apostará "muy fuerte" por las energías limpias. "Se trata del punto de partida para los ascensores movidos con energías renovables".

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.