HALLAZGO ÚNICO EN EL MUNDO

HALLAZGO ÚNICO EN EL MUNDO

Encuentran en Argentina la primera rana fluorescente del mundo

Estos anfibios, que abundan en el continente sudamericano, tienen un compuesto en su organismo que les otorga la capacidad de brillar de forma fluorescente.

Especialistas argentinos y brasileños presentaron en Buenos Aires el estudio que muestra un tipo de ranas que, gracias a un compuesto en su organismo, tienen la capacidad de brillar de forma fluorescente, un hallazgo único en el mundo.

El informe, realizado por científicos del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) y la Universidad de Buenos Aires, junto con biólogos brasileños, muestra cómo las Hypsiboas Punctatus, unas pequeñas ranas con la piel traslúcida que producen una proteína que les otorga fluorescencia natural.

El impulsor de la investigación, el doctor Carlos Taboada, comenzó su estudio a raíz de su tesis doctoral sobre anfibios, en la que se centró en los componentes químicos que provocan la fluorescencia natural de algunos animales y vegetales. "Finalmente lo que pasó fue que al salir a buscar esa fluorescencia, observamos que había una fluorescencia verde muchísimo más intensa de lo que habíamos imaginado o podríamos llegar a pensar jamás", expresó.

Pese a que inicialmente sospecharon que la fluorescencia más destacada era de color rojo, pronto descubrieron que era la verde, llamada "biliverdina", como declaró Taboada, la emisión fluorescente más destacada en estos pequeños y peculiares anfibios.

Estas ranas, que abundan en distintas partes del continente sudamericano, ya eran conocidas, pero se ha descubierto su capacidad para brillar naturalmente cuando se la ilumina con luz ultravioleta A y azul.

El lugar de origen de este tipo de ranas todavía es desconocido, pero sí se sabe que existen en gran parte de Sudamérica, principalmente en Venezuela, Brasil, Ecuador y Argentina.

La localización elegida por los expertos de Conicet para el estudio fue la provincia argentina de Santa Fe (centro), en la que se adentraron en la vegetación para comprobar que es durante el crepúsculo cuando estas ranas aumentan la intensidad de su brillo.

"En los vegetales este compuesto no florece, entonces tiene otras propiedades bastante particulares físico-químicas. Y lo que tampoco sabemos es de dónde vienen estos compuestos, cuál es la ruta sintética por la que en la rana terminamos teniendo estos compuestos", subrayó Julián Faivovich, otro de los investigadores.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.