En medio de la polémica por las acusaciones vertidas sobre Harvey Weinstein, que ha visto cómo un gran número de actrices de Hollywood le demandaban por acoso sexual, una anécdota de Carrie Fisher nos demuestra que estas conductas no son algo nuevo.

Heather Ross, una de las mejores amigas de la actriz que interpretó a la mítica princesa Leia, contó en un programa de radio de Tucson, Arizona, que Carrie Fisher envió una lengua de vaca a un productor que la había acosado.

"Era una lengua de vaca de Jerry's Famous Deli, y la acompañó de una nota que decía: "Si alguna vez tocas a mi querida Heather o a cualquier otra mujer, el próximo paquete que te envíe será algo tuyo en una caja mucho más pequeña", explicó Ross en el programa.

"Así era ella, la echo mucho de menos. Defendió a mucha gente", añadió Heather emocionada.

Además, la actriz ha explicado que conoció al productor, cuyo nombre no ha revelado, y que pensó que no iba a ser víctima de acoso sexual "porque no cumplía con los estándares de belleza".

El productor la recogió para discutir sobre el proyecto y acabó forzándola. "Cuando sucedió, todo fue tan rápido que sentí vergüenza de mí misma, pensé que había hecho algo malo, que al reunirme con él lo estaba pidiendo".

Por suerte para Heather, contaba con una amistad como la de Carrie Fisher. Puedes escuchar la entrevista completa aquí.