Salir estos días con mascarilla y guantes a la calle es esencial para evitar contagiarnos o contagiar el coronavirus. Sin embargo, debido a la falta de material en farmacias, hospitales y demás centros especializados, muchas personas no consiguen disponer de estos productos en su hogar. Por ello, te contamos cómo hacerte una mascarilla casera de manera sencilla.

El estado de alarma por la pandemia ha obligado a muchas personas a permanecer en sus casas, aunque de vez en cuando todos tenemos que salir en algún momento para ir al supermercado, a la farmacia o al mismo hospital si hiciera falta.

Debido al elevado número de contagiados, la gran parte del material sanitario como mascarillas, productos de higiene o guantes están agotados y, lo que llega al país, es enviado a centros sanitarios. Pero, ¿qué ocurre con las personas que tienen que ir a comprar o a trabajar y no tienen ningún tipo de protección?

Llevar la boca y la nariz tapada es, sin duda, una parte importante para evitar contagiarse del virus, sobre todo si nos tocamos accidentalmente la cara y evitar manipular objetos fuera de casa. Si por cualquier motivo tuvieras que salir de casa y no tuvieses ningún tipo de material para protegerte el rostro, en el vídeo superior te contamos cómo realizar una mascarilla casera de lo más eficaz.

Para llevar a cabo esta tarea únicamente necesitarás un par de servilletas y dos gomas elásticas, como las que utilizamos para cerrar bolsas, y tendrás hecha tu mascarilla en un santiamén.

No obstante, te recomendamos deshacerte de la mascarilla una vez vuelvas a tu casa o, como mínimo, de las servilletas. Esto se debe a que, si alguien ha estornudado, tosido o simplemente pasado cerca de ti, podría haber atestado tu mascarilla de bacterias o, en este caso, del virus.

© Newsflare / OLLY

SEGURO QUE TE INTERESA:

Confinamiento e insomnio: soluciones naturales para combatir la falta de sueño

Cómo desinfectar objetos de uso cotidiano para combatir el COVID-19