Si crees que el baño es uno de los lugares más sucios de la casa, te sorprenderá conocer los objetos y rincones de tu hogar que acumulan mucha más suciedad y nos pasan totalmente inadvertidos. En el vídeo situado en la parte superior te contamos cuáles son estos materiales y lugares para que los puedas desinfectar de manera habitual.

Limpiar la casa periódicamente es imprescindible por el polvo y suciedad que se acumula en ella. Pero muchas veces ignoramos limpiar pequeños objetos y lugares porque no sabemos la cantidad de gérmenes que tienen o porque nos parecen insignificantes.

Debido a la cantidad de cosas que tocamos, nuestras manos son quizás la parte de nuestro cuerpo con más cantidad de bacterias; es por ello que lavárselas frecuentemente puede evitarnos pasar los gérmenes de uno a otro lugar o coger alguna pequeña infección. Por otro lado son muchos los objetos de la casa, que ya no sea por el contacto con las manos sino por causas externas, que son especialmente sucios. Y es necesario conocerlos para limpiarlos de forma habitual.

De esta manera, estarás acabando con una buena parte de las bacterias de tu hogar y haciendo de tu casa un lugar no solo limpio a primera vista, sino realmente seguro y desinfectado. En el vídeo superior te mostramos qué objetos son los que debes acostumbrar a limpiar y cómo deberías hacerlo.

Por otro lado, limpiando dichos objetos y acabando con multitud de bacterias estarías evitando poder contraer posibles infecciones o, si tienes hijos pequeños, que ellos puedan padecer algún malestar provocado por haberse introducido dichos objetos en la boca o haberlos manejado con las manos.

SEGURO QUE TE INTERESA:

Cómo limpiar las partes más duras de la casa

Cómo deberías limpiar tu televisor para no dañar la pantalla