El 'cake pop' es todoterreno: nos vale tanto para servir de postre en una cena con amigos, para ofrecer como 'snack' dulce en cualquier reunión, para un cumple infantil o para echar la tarde con nuestros hijos, que van a embadurnarse de chocolate y galleta y la experiencia les va a encantar. En quince minutos los tendremos listos.

1- Preparemos los ingredientes: galletas de fibra (una por 'cake pop'), queso cremoso de untar (una cucharada de postre por cada 'cake pop'), chocolate fondant para postres, virutas de colores a nuestro gusto, y, claro, palos para clavar la bola.

2- Desmigajamos bien las galletas sobre un plato.

3- Añadimos tantas cucharadas de queso de untar como galletas.

4- Mezcalmos bien y amasamos hasta que quede una bola compacta de queso y galleta. Clavamos el palo, ¡ya podremos manejar el conjunto!

6- Lo untamos en chocolate deshecho hasta que quede totalmente recubierto.

7-Elegimos las virutas de chocolate o colores que más nos gusten.

8-Rebozamos.

9-¡Ya tendremos listo nuestro 'cake pop'!