Día internacional de la Mujer 2021: El lazo morado, significado del símbolo del 8 de marzo

Publicidad

Día internacional de la Mujer

Día de la Mujer 2021: El lazo morado, significado del símbolo del 8 de marzo

El lazo morado se ha convertido en el símbolo del Día internacional de la Mujer, que se celebra cada 8 de marzo, y de la lucha feminista. Por eso, quien lleve este lazo muestra su apoyo a la igualdad de derechos en la sociedad.

En resumen

Cada 8 de marzo, las calles, los balcones, los escaparates, las pancartas, las portadas de los periódicos, las cabeceras de las webs y las redes sociales se tiñen de color morado para apoyar la lucha feminista del Día Internacional de la Mujer. En esta fecha, uno de los símbolos más extendidos es el lazo morado. Las fachadas de los edificios institucionales se engalanan con él, así como muchas personas lo lucen colgado del pecho o en carteles para evidenciar que están a favor de la igualdad. Pero ¿por qué el violeta fue escogido como el color del Día de la Mujer?

La vinculación del púrpura con el feminismo se remonta al año 1908, cuando durante una manifestación del 8-M, en la que se pusieron en huelga más de 40.000 costureras, se originó un incendio en la fábrica Cotton Textil Factory de Washington Square, en el que murieron 120 operarias al no poder huir de las instalaciones porque el dueño de la factoría las había dejado encerradas tras las protestas. Se cuenta que el humo que salía de las instalaciones era de color morado -tonalidad que poseían todas las telas que manipulaban las costureras fallecidas-, por este motivo se convirtió en el símbolo de la lucha feminista.

Además del fatídico suceso de 1908, las sufragistas inglesas también convirtieron al violeta en un icono de la igualdad de derechos, portando bandas y flores de este tono en sus manifestaciones en favor del sufragio femenino, a comienzos del siglo XX. Ellas lo usaron porque el púrpura era el pigmento utilizado por los soberanos y, para las sufragistas, simbolizaba la sangre real que recorría por las venas de cada luchadora por el derecho al voto.

En los años 60, las mujeres socialistas reivindicaban la igualdad de oportunidades y de derechos entre los dos géneros portando lazos violetas. A partir de este momento, el color morado se asumió definitivamente como el de la lucha feminista. Cuando en 1975, la Organización de la Naciones Unidas (ONU) declaró el 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer, el púrpura se instauró como el símbolo de la igualdad.

En esta línea de apoyar la equidad entre hombres y mujeres, hay quien defiende que el morado se escogió como el color del feminismo por ser el resultado de mezclar el azul -vinculado a la masculinidad- y el rosa -relacionado con lo femenino-. El violeta sería así una representación cromática de lo que el feminismo busca: el apoyo entre géneros y la igualdad entre ambos.

Además de ser utilizado en el día de la mujer trabajadora, el morado es el símbolo también del Día contra la Violencia de Género, que se celebra cada 25 de noviembre. En esta fecha, el lazo encarna el apoyo a las víctimas, a sus familias y representa ese "ni una menos" coreado en todas las manifestaciones feministas.

Publicidad