Imagen de archivo de varios aviones de Malaysian Airlines

Publicidad

A raíz del accidente en 2014 de Malaysia Airlines

Desarrollan un sistema de ondas acústicas para localizar la hora y ubicación en que se estrellan aviones en el mar

El sistema se basa en micrófonos submarinos, también conocidos como hidrófonos, para escuchar las ondas de sonido submarinas que se emiten cuando un objeto golpea la superficie del mar. Sus autores opinan que el nuevo método también podría usarse para localizar explosiones submarinas, deslizamientos de tierra o el epicentro de terremotos en el mar.

EP | Madrid
| 25.10.2017 18:12

La Universidad de Cardiff ha desarrollado, a raíz del accidente en 2014 del vuelo MH370 de Malaysia Airlines, un nuevo método para localizar la hora y la ubicación precisas de objetos como partes de avión que caen al mar.

El sistema se basa en micrófonos submarinos, también conocidos como hidrófonos, para escuchar las ondas de sonido submarinas que se emiten cuando un objeto golpea la superficie del mar. Sus autores opinan que el nuevo método también podría usarse para localizar explosiones submarinas, deslizamientos de tierra o el epicentro de terremotos en el mar.

El nuevo método, que ha sido presentado en la revista 'Scientific Reports', se basa en la medición de ondas de gravedad acústicas (AGW): ondas de sonido naturales que se mueven a través del océano profundo a la velocidad del sonido y pueden viajar miles de metros por debajo de la superficie.

Las AGW pueden medir decenas o incluso cientos de kilómetros de longitud y se cree que ciertas formas de vida como el plancton, que no pueden nadar contra corriente, dependen de estas ondas para ayudar a su movimiento, mejorando su capacidad de encontrar comida.

Cuando los objetos golpean la superficie del mar, causan un cambio repentino en la presión del agua que conduce a la generación de AGW.

En la primera parte de su estudio, el equipo arrojó 18 esferas sobre la superficie de un tanque de agua, a diferentes distancias y alturas, y midió las AGW subsiguientes que se emitieron utilizando un hidrófono.

Luego, el equipo analizó horas de datos de hidrófonos en la costa de Australia Occidental. Estos hidrófonos son operados por la CTBTO, organismo que vela por la prohibición de los ensayos nucleares. Están pensados para detectar pruebas nucleares subacuáticas, pero también pueden captar señales de los AGW.

Usando estos datos, el equipo pudo validar su método al calcular con éxito la hora y la ubicación de los terremotos recientes que ocurrieron en el Océano Indico.

"Al utilizar los detectores existentes diseminados por todos nuestros océanos y escuchar las firmas de estas ondas de sonido del océano profundo, descubrimos una forma completamente nueva de localizar objetos que impactan en la superficie del mar", dijo el autor principal del estudio, Usama Kadri, de la Facultad de Matemáticas de la Universidad de Cardiff.

"El seguimiento de estas ondas de gravedad acústicas abre un gran abanico de posibilidades, desde la localización de meteoritos que caen hasta la detección de deslizamientos de tierra, deslizamientos de nieve, mareas de tempestad, tsunamis y olas rebeldes".

Dos señales detectadas del vuelo MH3790

El equipo también dio un paso más y analizó los datos de los mismos hidrófonos desde el 18 de marzo de 2014, cuando el vuelo MH370 de Malaysian Airlines desapareció sobre el Océano Indico Sur.

Entre las 00:00 y las 02:00 UTC cuando se piensa que el avión desapareció, encontraron dos "señales notablemente débiles" alrededor de la ruta de vuelo sugerida del MH370, ambas dando como resultado un área relativamente grande de incertidumbre donde podría haber habido algún tipo de impacto.

"Nuestro estudio fue motivado inicialmente por un deseo de obtener más conocimiento sobre el incidente que involucra el vuelo MH370, utilizando técnicas de análisis de datos que pueden detectar y localizar señales mucho más débiles", dijo el coautor del estudio, Davide Crivelli, de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Cardiff.

"Aunque hemos localizado dos puntos en el momento de la desaparición de MH370 de una fuente desconocida, no podemos decir con certeza real que estos tengan alguna asociación con el avión. Lo que sí sabemos es que los hidrófonos captaron señales notablemente débiles en estos ubicaciones y que las señales, de acuerdo con nuestros cálculos, representaron algún tipo de impacto en el Océano Indico.

"Toda esta información ha sido transmitida a la Oficina de Seguridad del Transporte de Australia y anticipamos que tanto ahora como en el futuro, esta nueva fuente de información podría usarse junto con toda una serie de otros datos que están a disposición de las autoridades."

Publicidad