GUERRA EN SIRIA

GUERRA EN SIRIA

Francia intervendría en Siria siempre y cuando lo hiciese junto a una coalición de países de la región

El primer ministro de Francia, Manuel Valls, sentencia que no enviará soldados galos a Siria o Irak, pero asegura que París apoyaría la intervención sobre el terreno de "una coalición de países de la región" para combatir al grupo terrorista del Estado Islámico.

El primer ministro francés, Manuel Valls
El primer ministro francés, Manuel Valls | EFE

"Si se forma una coalición de países de la región (...) tendría el apoyo de Francia", declaró el jefe del Gobierno francés en un debate sin voto ante los diputados de la Asamblea Nacional para explicar la decisión del Ejecutivo galo de extender a Siria los bombardeos que desde hace un año practica en Irak.

Valls reclamó "plena autonomía de acción" en esos ataques aéreos que considera responden a la necesidad de la "legítima defensa" ya que el terrorismo islamista supone "una amenaza" para la seguridad de Francia.

"Elegiremos solos los objetivos a atacar", agregó el político socialista, quien confirmó que las fuerzas armadas ya han iniciado los vuelos de reconocimiento para identificar "centros de mando de esa organización" en Siria y que esas maniobras durarán "el tiempo que haga falta".

Sin embargo, descartó el envío de uniformados galos sobre el terreno ya que sería "inconsecuente y no realista" pues "habría que movilizar varias decenas de miles de hombres" y ni Estados Unidos ni otros países europeos parecen dispuestos a formar una coalición con ese propósito, indicó.

Valls añadió que las operaciones aéreas de Francia en territorio sirio en ningún caso supondrán un apoyo a Damasco, parcialmente responsable del "drama de los refugiados, que huyen no solo del EI sino también, no lo olvidemos nunca, de la barbarie de Bachar Al Asad", subrayó.

El jefe del Gobierno francés agregó que el EI cuenta con entre 20.000 y 30.000 extranjeros en Irak y Siria, país este último en el que el grupo terrorista controla "un 30%" del territorio y que ha convertido en "un importante bastión de consecuencias funestas".

En el caso de ciudadanos galos, según el primer ministro hay 1.880 franceses implicados en esas redes yihadistas, de los que 441 se encuentran en esos dos países, donde han muerto 133 personas de nacionalidad francesa, señaló.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.