MÁS PARECIDOS DE LO QUE PARECE

MÁS PARECIDOS DE LO QUE PARECE

Secuencian el genoma del orangután, con coincidencias del 97% con el humano

Un consorcio internacional de investigación ha secuenciado el genoma del orangután, el homínido más distante del ser humano, aunque con unas coincidencias genéticas que alcanzan el 97%, según publica la revista 'Nature'.

Una cría de orangután
Una cría de orangután | EFE

Científicos del Instituto de Biología Evolutiva de Barcelona (UPF-CSIC) y del Instituto de Oncología de la Universidad de Oviedo han colaborado en este trabajo, dirigido por el investigador Devin Locke, de la Washington University, que es fruto de la colaboración de más de treinta laboratorios de siete países.

Los investigadores han identificado los más de tres millones de pares de bases que constituyen el genoma del orangután, un animal con el que el hombre compartió un antepasado común hace más de doce millones de años. Pese a las grandes coincidencias genéticas del ser humano con el orangután, "los humanos no somos tan parecidos a ese homínido, ni al resto de ellos como se pensaba hace unos años", ha explicado Arcadi Navarro, coordinador del trabajo aportado al estudio por los investigadores de la Universidad Pompeu Fabra, en donde es catedrático de genética.

Distintos pero parecidos
El científico, que es además de profesor de investigación ICREA del Instituto de Biología Evolutiva (UPF-CSIC), ha añadido que "gracias a las técnicas modernas se han detectado diferencias muy importantes en ciertos fragmentos del genoma de unos y otros, y eso nos hace muy distintos", ha precisado. Únicamente ese tres por ciento de diferencias en las zonas comunes del genoma representan alrededor de 90 millones de variantes no comunes, a lo que se sumaría otro 15 por ciento de rasgos totalmente distintos como consecuencia de los fragmentos genómicos no coincidentes entre ambos grupos.

"Sólo en esos fragmentos del genoma no compartidos, señala el investigador, podría haber hasta decenas de genes que nosotros tenemos pero los orangutanes no, y viceversa". Según los científicos, con la secuenciación del orangután se ha ampliado el conocimiento genómico de los primates vivos, en donde se incluyen el hombre y el chimpancé, y que será completado con el del bonobo y el gorila, previsiblemente en los próximos meses. Por otra parte, asimismo han sido secuenciados ya los genomas de los extinguidos Homo Neandertal y del homínido de Denisova.

Evolución separada
Los datos obtenidos ahora respecto al orangután aportan claves para entender la evolución de los homínidos y el proceso que dio lugar a la aparición del ser humano. Asimismo, los resultados desvelan información sobre los mecanismos en torno a las reorganizaciones cromosómicas de enfermedades como el cáncer. El grupo dirigido por el doctor Navarro se ha centrado precisamente en los cambios cromosómicos y sus efectos a nivel evolutivo, y sus trabajos han sacado a la luz que los cromosomas del orangután presentan notables diferencias respecto a los de los demás homínidos.

Asimismo sus aportaciones han permitido reconstruir varios acontecimientos de importancia en la diferenciación de las distintas especies de homínidos. Por otro lado, el equipo dirigido por Tomàs Marquès-Bonet, recientemente incorporado al Instituto de Biología Evolutiva, como jefe del grupo de Genómica de Primates, se ha centrado en los genes exclusivos del orangután que no existen en el hombre, y viceversa. En cuanto al grupo liderado por el catedrático de Bioquímica y Biología Molecular de la Universidad de Oviedo, Carlos López-Otín, sus trabajos han analizado las proteasas del orangután y su metabolismo para el estudio de sus enfermedades.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.