SE DESCONOCE SU PUNTO DE REINGRESO A LA TIERRA

SE DESCONOCE SU PUNTO DE REINGRESO A LA TIERRA

La NASA admite que "probablemente nunca sabremos" dónde ha caído el UARS

La NASA sostiene la teoría de que la mayor parte del satélite cayó al Pacífico, aunque continúan investigando para precisar el lugar donde cayeron los restos, tarea muy complicada y básicamente imposible.

La NASA admite que "probablemente nunca sabremos" dónde ha caído el UARS
Ilustración artística suministrada por la NASA que muestra al UARS | EFE

Tras concluir en 2005 una vida científica productiva de casi seis años, el Satélite de Investigación de la Alta Atmósfera (UARS), de 750 millones de dólares y de más de 5,5 toneladas, regresó en añicos a la Tierra en medio de gran ansiedad y conjeturas en las redes sociales sobre el lugar y momento precisos de su llegada.

La NASA sabe que los restos del UARS ya han caído a la Tierra, aunque ha reconocido que es difícil precisar el lugar donde cayeron sus escombros debido a la extensa dimensión del área.

"No sabemos dónde fue exactamente el punto de reingreso a la Tierra" ni "el campo con los deshechos. Probablemente nunca lo sabremos", ha admitido Nick Johnson, principal científico de la NASA a cargo del programa para el manejo de "basura orbital".

"No he visto informes creíbles de que haya personas que han recuperado restos, pero estaremos pendientes y si recibimos algún informe, trataremos de verificarlo y comunicarlo", aseguró Johnson, quien reiteró la teoría de que la mayor parte del satélite cayó al Pacífico.

El científico señaló que "no se trata de una situación única" ya que la NASA registra aproximadamente una vez al año el reingreso a la Tierra de basura orbital del tamaño de los componentes de un satélite. Ante la falta de datos claros, Johnson dijo que la NASA no descarta que algunos pedazos del UARS hayan caído en algún lugar del noroeste de Norteamérica, posiblemente incluso en el estado de Washington, en la costa oeste de EEUU.

Según las autoridades, se trata de la primera caída "no controlada" de un satélite desde 1979, cuando tanto la estación espacial Skylab, de 70 toneladas, y el satélite Pegasus 2, de diez, se precipitaron a la Tierra.

Tras un análisis de los datos recabados, la NASA confirmará en los próximos días si, efectivamente, el Pacífico se ha convertido en el cementerio del UARS.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.