Tom Hanks y Clint Eastwood han trabajado codo con codo en la película 'Sully'. Era la primera vez que el veterano actor se ponía a las órdenes de este director, para narrar en la gran pantalla la historia del piloto norteamericano que evitó que el Vuelo 1549 de US Airways sufriera un trágico accidente.

En una entrevista en 'The Graham Norton Show', Hanks ha contado cómo fue la experiencia y ha hablado de su relación con Eastwood. "Él trata a sus actores como caballos, porque cuando él hizo 'Rawhide', la serie de los años 60, y el director gritaba '¡Acción!' todos los caballos se desbocaban", confesaba el actor.

Además, Hanks ha confesado que a veces el director llega a imponer demasiado durante el rodaje. "Lo cierto es que no quieres una de esas miradas de Eastwood. Así que cuando él está al mando, sólo dice con una voz muy suave y tranquila: 'Está bien, adelante', y en lugar de gritar '¡Corten!', exclama: '¡Es suficiente!' Esto es jodidamente intimidante".

Aunque no a todos les daba miedo el que en su día interpretó al veterano de guerra Walt Kowalski en 'Gran Torino'. Según ha contado Hanks, el verdadero piloto Sully Sullenberger, que solía estar en el set para ver cómo iba el rodaje, llegó incluso a criticar a Eastwood por su falta de puntualidad, cuando llegaba con 20 minutos de retraso.

Quién tuviera las agallas para hacerlo.