Antena 3 » Programas » Espejo Público » Noticias

Agresión homófoba Madrid

El joven que denunció una falsa agresión homófoba en Malasaña quería tapar una infidelidad

Espejo Público ha accedido a la denuncia del joven de 20 años que denunció haber sufrido una agresión homófoba por parte de 8 encapuchados en el barrio de Malasaña en Madrid. Nacho Abad revela qué detalles de su declaración hicieron pensar a la Policía que se trataba de una falsa denuncia.

En resumen

Publicidad

El joven que denunció una falsa agresión homófoba por parte de 8 encapuchados en Malasaña (Madrid) acudió a la comisaría el pasado domingo a presentar una denuncia. En su declaración relataba que a las 17:15 horas le asaltaron 8 encapuchados con sudaderas negras y capuchas blancas en la cabeza y le metieron dentro de un portal. Nadie había visto nada y la Policía sospechaba desde el primer momento que podía tratarse de un testimonio falso.

Esta es la denuncia que interpuso el joven de 20 años ante los agentes:

"Serían las 17.15 horas y al llegar a la puerta de mi casa, observo a 8 individuos corriendo hacia mí de frente. Iban de negro, con sudaderas negras y una capucha blanca. Yo abro el portal y ellos entran en el interior. Entonces yo entro también. Están parados, se me quedan mirando y me dicen “maricón, que eres un maricón, maricón”. Y yo les respondo: ¿Y qué? Entonces se abalanzan sobre mí, me ponen contra la pared, me colocan una navaja en el cuello y la boca y me dicen: “Si hablas te apuñalo la boca”. Entonces me tiran al suelo. Uno se sienta sobre mi espalda y otros me agarran piernas y brazos para inmovilizarme. Me arrancan la camisa y la gorra. Entonces me bajan el pantalón y la ropa interior mientras me gritan: “Maricón, comemierda, asqueroso” y dicen algo del anticristo. Entonces empiezan a rajarme en los dos cachetes del culo. Una señora mayor desde la calle ve lo que está pasando en portal, golpea el cristal y grita: ¡¡Qué hacéis!! ¡Dejadlo!! Entonces me sueltan y salen corriendo. Me salvó esa mujer. Al liberarme me fui a casa y al llegar llamé a mi novio, le dije que cogiese cosas para coserme las heridas del culo y le conté lo sucedido. Cuando venía para casa se encontró a una pareja de policías y les contó lo sucedido. Ellos le recomendaron que fuéramos a un centro médico y luego a denunciar a la Policía. Entonces nos fuimos a la Fundación Jiménez Díaz

Cuenta Nacho Abad que cuando la supuesta víctima acude a la Fundación Jiménez Díaz hace un relato de lo ocurrido. En el centro médico cambia la hora de la agresión y asegura que se ha producido a las 18,15 horas (una hora después de la declaración policial). También relata a los médicos que se encuentra a los 8 encapuchados por la calle y que es al entrar en el portal cuando se abalanzan sobre él y le retienen. Asimismo, apunta a los sanitarios que chilla en el portal y una señora al escucharle acude inmediatamente a golpear la puerta.

Los investigadores hablaron puerta a puerta con los vecinos. Nadie había escuchado ni un grito ni habían visto a los encapuchados. Tampoco los localizaron en las cámaras de seguridad de la zona ni localizaron el cúter con el que se produjo la agresión en las papeleras cercanas. Los policías empiezan a sospechar de la veracidad de la historia y le piden al joven su teléfono móvil para avanzar en la investigación.

Señala Nacho Abad que si estudian su geoposicionamiento van a descubrir que en ese periodo de tiempo estuvo con otro varón con el que mantuvo relaciones sexuales y le tatuó una palabra homófoba en el glúteo con su consentimiento. La Policía cree, apunta Abad, que el joven se inventó la historia porque quería ocultar una infidelidad a su novio.

Puedes ver la entrevista completa de Nacho Abad sobre la falsa denuncia de una agresión homófoba en Madrid en Espejo Público a través de Atresplayer y toda la actualidad sobre el caso en Antena 3 Noticias.

Publicidad