‘The Good Wife’ podría haber tenido diez temporadas si hubiese querido, pero siempre y cuando hubiese estado el personaje al que todos echamos de menos: Will Gardner. A pesar de que la serie se supo reponer de la inesperada muerte del protagonista masculino, lo cierto es que ni Alicia ni ‘The Good Wife’ han vuelto a ser las que eran.

El interminable juego que mantenían con esa seducción repleta de sutileza, las miradas entre ambos y, cómo no, las escenas del ascensor, son claro objeto de añoranza. Esa etapa fue, sin lugar a dudas, la mejor de la serie, hasta que a mitad de la quinta temporada Will no solo dejó huérfana la historia de amor principal de la ficción, sino que también dejaba a Diane huérfana de su fiel compañero en Lockhart & Gardner.

Desde ese momento, la serie aguantó bien el golpe, ofreciendo unos episodios de duelo post-Will muy buenos y levantando el tipo con una sexta temporada más que decente. Pero el año pasado se fue Kalinda, no sin una buena trifulca tuiteara fuera del set de rodaje. Y sin Kalinda, la serie, ya en su séptima temporada, ha comenzado a medio gas, como nunca antes la habíamos visto (eso sí, con capítulos memorables como el de Iowa).

‘The Good Wife’ ha mantenido siempre tal nivel de calidad, que lo que estaba comenzando a pasar era más propio de una serie típica de network que puede durar hasta el infinito (léase ‘CSI’ o ‘NCIS’). Y el matrimonio King, el siempre sabio matrimonio King, no ha querido que le ocurra eso a su preciada joya televisiva.

Ellos mismos fueron los encargados de asegurar hace unas semanas que tras la séptima temporada dejarían de ser los showrunners de la serie y que por lo tanto los guiones pasarían por otras manos. Julianna Margulies se unió a ellos y aseguró durante los SAG Awards que desde abril estaría en el paro. CBS se quedaba así sin opciones de continuar la serie sin los King (era su intención inicial) y ha decido lanzar un spot en el intermedio de la Superbowl para inyectar toda la fuerza posible durante la recta final de ‘The Good Wife’, la única serie que le reporta prestigio a la cadena.

¿La vamos a echar de menos? Sí. ¿Sabemos que no habrá otra serie igual en mucho tiempo? También. ¿Es mejor que acabe ahora antes de que la serie no se reconozca a sí misma? Desde luego. Tarde o temprano, iba a llegar este momento. Al final, llegó el final.