ObjetivoTV » Número de Serie

NÚMERO DE SERIE

'Cómo conocí...' cumple su deuda con los espectadores aunque con un final discutible

Ha llegado el final de 'Cómo conocí a vuestra madre'. Después de 208 capítulos hemos despedido a una de las grandes sitcoms de la última década y aunque muchas veces nos haya resultado pesada lo cierto es que, ahora que ya se ha acabado, la echaremos de menos. Ted, Robin, Lily, Marshall y Barney eran parte de nuestra familia catódica y todavía no terminamos de creernos que no haya un próximo episodio. El final ha sido agridulce cumpliendo con lo prometido en lo que respecta a la madre pero con un giro final discutible.

Cómo conocí a vuestra madre

CBS Final de 'Cómo conocí a vuestra madre'

Publicidad

SPOILERS
Después de ver a los hijos de Ted en el mismo sofá y en el mismo plano durante tantos años, ha sido reconfortante saber que en la primera temporada se grabó la escena que cierra 'Cómo conocía a vuestra madre', un as muy bien jugado. Después de escuchar todo el soliloquio de Ted, los hijos le dicen que de quién está enamorado realmente es de Robin, y Ted, viudo de seis años, se decide a intentarlo, una vez más, con la canadiense.

Más que polémico se trata de un final un tanto agridulce. Por un lado hemos visto cómo por fin Ted conoce a Tracy (ya podemos dejar de llamarla "la madre") y por otro volvemos a la eterna trama entre él y Robin. ¿Se trata de una tomadura de pelo después de 9 temporadas o era el final lógico teniendo en cuenta la historia entre ambos personajes? Habrá opiniones para todo pero es un final que desluce un poco el leitmotiv de la serie.

Lo que no ha cambiado y se ha mantenido inquebrantable ha sido el tándem Marshall-Lily. La pareja se ha mantenido fiel a su estilo desde el principio y se despiden de la serie con un tercer hijo en camino, abandonando el mítico apartamento de Ted y con la carrera judicial de Marshall despegando. No es fácil hacer que una pareja se mantenga unida durante tantos años y que no desesperen al espectador. Marshmallow y Lilypad son y serán una de las grandes parejas seriéfilas.

Para Barney ha habido un final que no hemos visto venir: su redención, en la que cambia el Playbook por una hija. Después de que su matrimonio con Robin se acabe (un final triste que compensa el exceso amoroso de Marshall y Lily) los guionistas han decidido que Barney empiece una nueva vida que como espectadores no presenciaremos. A estas alturas era imposible buscarle nueva pareja; tenía que ser Robin o nadie. Finalmente Barney,  encuentra el amor en su primera hija.

Pocos minutos antes de terminar, los cinco protagonistas se hacen una foto en el MacLaren’s, una instantánea muy distinta a la que hemos visto tantas veces durante la cabecera a lo largo de 9 temporadas. Esa foto resume lo mejor y lo peor de la serie, los momentos brillantes, los capítulos que merecen más de un visionado y también otros en los que rogábamos que 'How I Met Your Mother' acabase.

El final habrá gustado más o menos pero la temporada que viene cuando veamos que no hay ninguna comedia a su altura ('Cómo conocí a vuestro padre' tiene pocas posibilidades de triunfar), pensaremos en que nos gustaría que hubiese, al menos, un capítulo más. No debemos quedarnos con si Ted ha terminado o no con Robin sino con tantos y tantos recuerdos que tenemos. No sería justo que juzgásemos nueve años por sus últimos cinco minutos.

Publicidad