ObjetivoTV » Número de Serie

NÚMERO DE SERIE

'Boardwalk Empire': el penúltimo gran clásico de HBO

laSexta estrena este domingo una de las apuestas más ambiciosas de la HBO en los últimos años, 'Boardwalk Empire' creada por Terence Winter, guionista de numerosos episodios de 'Los Soprano'. El piloto, dirigido por Martin Scorsese, es toda una demostración de cómo la televisión es capaz de traspasar sus propias limitaciones para convertirse en una plataforma que alberga obras de arte al más puro sentido cinematográfico.

Publicidad

Funes VO | Madrid
| 16.12.2012 21:47

Porque eso es 'Boardwalk Empire', cine de calidad que utiliza la televisión como medio. Ojo, no una TV movie, sino cine televisado. Deberían inventar un nuevo género que fuese capaz de definir este tipo de productos de ficción, situados en otra dimensión catódica y que no tienen nada que ver con las series de corte comercial.

'Boardwalk Empire' se desarrolla en Atlantic City (Nueva Jersey), una de las cumbres de la mafia en EE.UU. y un referente del contrabando del alcohol tras la promulgación de la Ley Seca. La narración en torno a este conocido hecho histórico supone un auténtico acierto dramático, ya que las posibilidades que le brinda al guión son tan sustanciales como infinitas. La serie mezcla política, corrupción, historia y drama con una poderosa elegancia.

Nucky Thompson (Steve Buscemi), tesorero de la ciudad, es el protagonista absoluto de la serie. Su estilo, mitad hombre bueno mitad corrupto, no pasa desapercibido al espectador que, desde el primer segundo, se interesa por él y decide acompañarle a lo largo de todo el episodio piloto. Su doble juego en la serie se convierte también en ambivalencia para el público, en un divertido juego para que, de entre todos los mafiosos y canallas, el tuyo sea el bueno. Eliges a Nucky como tu guía turístico por el submundo corrupto de los felices años veinte. A veces noble, a veces sin escrúpulos, convence y asume el peso de la serie con naturalidad.

El resto de personajes secundarios giran en torno a Nucky, ya sea por sus negocios públicos o clandestinos. Desde la lograda escena del comité de mujeres conservadoras se aventura una trama amorosa entre él y Margaret (Kelly Macdonald). El final del capítulo deja claro que entre ellos surgirá algo más que una simple amistad. Los dos pertenecen a mundos opuestos y aportan la historia de amor que toda serie de calidad necesita.

La dirección del gran Martin Scorsese imprime su particular estilo a lo largo de los 60 minutos que dura el piloto. Una dirección colorida, preciosista, mimada en cada plano. Dudo que el aclamado realizador haya cambiado su habitual forma de dirigir al tratarse de un producto para la televisión. Salvo por la duración del metraje todo lo demás recuerda a muchas de sus películas como 'Casino' o 'Uno de los nuestros', salvando las distancias de época que separan a las películas de esta serie.

La música, la recreación de situaciones o el vestuario están hilvanados al máximo en la historia. Tienen una calidad sobresaliente y muestran un poderío poco habitual en televisión. La década de los años veinte se representa a través de los clubes de mala reputación, los casinos y las fábricas clandestinas de alcohol. Los coches de estructura débil, los teléfonos candelero, y el humo del tabaco te envuelven en la historia con la misma rapidez que el guión y la dirección.

La crítica americana suele rendir la debida pleitesía a este tipo de series. 'Boardwalk Empire' tiene muchas papeletas para convertirse en un clásico de la televisión americana, y aunque está claro que no será un fenómeno de masas como 'Los Soprano', sí lo es en cuanto a su calidad y valentía creativa. Y es que 'Boardwalk Empire' no es televisión, es HBO.

Publicidad