'Juego de Tronos' es sin duda un éxito, y todo triunfo tiene un gran trabajo detrás. La inversión que hay detrás de cada capítulo de la ficción se sitúa como la más grande de todas las series habidas y por haber, según recogió Variety.

Y es que la ficción comenzó con un coste de 6 millones de dólares por episodio en su primera temporada y ha ido ascendiendo notablemente. La última entrega emitida, la séptima temporada, ha llegado a costar 15 millones por capítulo, y seguro que la octava llegará a igualar o, incluso, superar esta cifra.

Aproximadamente, una temporada final de una serie de éxito ronda entre los 5 y 7 millones de dólares por episodio, y si se trata de una comedia, su coste oscila entre los 1,5 y 3 millones de dólares. Después de 'Juego de Tronos', las series más costosas son 'The Get Down' (11 millones), 'The Crown' (10 millones) y 'Stranger Things' (8 millones).