Indudablemente esto conlleva al menos dos preocupaciones:

- El asunto económico.

- El problema de la sostenibilidad.

Las mascarillas quirúrgicas tienen coste de 96 céntimos, precio regulado por el estado. Su duración es de cuatro horas y no son reutilizables. Su función es evitar contagiar al resto.

Por otro lado, tendríamos las consideradas EPI (FFP o KN) cuyo precio no está regulado y puede superar los cinco euros, tampoco son reutilizables, no hay una evidencia clara (de momento) para poderlas desinfectar en casa y duran aproximadamente ocho horas. Desconocemos si son “ofertas acumulables”, es decir, no sabemos aún a ciencia cierta si se pueden utilizar una hora durante ocho días. La humedad que exhalamos al respirar influye en la integridad del tejido y puede modificar la capacidad de filtrado. Evidentemente se ha estado utilizando así porque no hay abastecimiento suficiente.

Para suplir el desabastecimiento de estas mascarillas que se rigen por una potente normativa, se abrió la puerta a las mascarillas higiénicas. Estas deben cumplir un tipo de normativa dependiendo de si son no reutilizables (UNE 0064) o reutilizables (UNE 0065). Y aquí ya se abrió el mercado de la innovación con cientos de empresas en marcha. Primero conozcamos un poco más los dos tipos.

En las mascarillas no reutilizables, los criterios de aceptación en cuanto al filtrado serían de más de un 95%, con una respirabilidad menor al 60%, son equiparables a las quirúrgicas. Tendrán 5 capas de tejido (TNT), 2 de polipropileno hidrófobo en la parte exterior, 2 de poliester y viscosa en la parte media y otra más nuevamente de polipropileno hidófobo en la interior.

En el etiquetado debe aparecer:

- El nombre, marca comercial o cualquier otro medio de identificación del fabricante o proveedor.

- El número de este documento y la designación visible como sigue: "Especificación UNE 0064-1:2020. Mascarillas higiénicas no reutilizables. Requisitos de materiales, diseño, confección, marcado y uso. Parte 1: Para uso en adultos".

- "ADVERTENCIA: Este dispositivo no es un producto sanitario en el sentido de la Directiva 93/42 o del Reglamento UE / 2017/745, ni un equipo de protección individual en el sentido del Reglamento UE / 2016/425.

-La advertencia de uso personal y no reutilizar.

- El pictograma de la correcta colocación.

En el caso de las reutilizables, los criterios de aceptación de filtrado serían de un 90% pero, además deben aguantar al menos cinco ciclos de lavado (a 60º C) en condiciones óptimas de filtrado.

Las combinaciones de materiales pueden variar aportando diferentes opciones:

En su etiquetado debe aparecer:

- el nombre, marca comercial o cualquier otro medio de identificación del fabricante o proveedor

- la talla y el rango de edad

Mascarillas de tela | iStock

- el número de este documento y la designación visible como sigue: "Especificación UNE 0065:2020 Mascarillas higiénicas reutilizables para adultos y niños. Requisitos de materiales, diseño, confección, marcado y uso"

- la siguiente advertencia: "ADVERTENCIA: Este dispositivo no es un producto sanitario en el sentido de la Directiva 93/42 o del Reglamento UE / 2017/745, ni un equipo de protección individual en el sentido del Reglamento UE / 2016/425"

- el pictograma de la colocación de la mascarilla

- la advertencia de uso personal

- la advertencia sobre la supervisión por un adulto de la colocación, uso y retirada de la mascarilla (para las mascarillas de niños)

- los símbolos de conservación, conforme la Norma UNE-EN ISO 3758, y el número máximo de lavados (número de lavados para los que el fabricante garantiza las prestaciones)

- la información de que la mascarilla es reutilizable.

Hasta aquí todo bien. Pero como no podía ser de otra manera, las mascarillas no se libran de la moda. Son la sensación del momento y es necesario aprovechar el tirón. Durante estos días he visto mascarillas con serigrafías de superhéroes, de Star Wars, hasta con lentejuelas, que una está confinada, pero cuqui hasta para ir a la compra.

¿Son estas mascarillas efectivas?

Pues como todo: depende. Si cumplen los criterios de la normativa de las higiénicas, lo serán tanto como una higiénica correcta. Si son de tela, por más dibujitos que tengan, serán de tela, y ya está, con capacidades de filtración que rondan el 70%. Sí, las de la marca de moda, también. Así que antes de adquirir una, será imprescindible que se encuentre validado el cumplimiento con la norma UNE 0065.

¿Son sostenibles?

Las reutilizables deben mantener su capacidad de filtrado al menos durante cinco lavados con lo que, pese a que filtran un poco menos, se podrán volver a utilizar.

¿Y las que tienen filtros?

Los filtros también deben confirmar homologación y capacidad de filtrado. No hay filtros FFP2 ni tampoco tejidos FFP2. FFP2 (y la 3 y la 1) es una certificación de un tipo de mascarilla. FFP significa Filtering Face Piece así que no hay filtro ni tejido que sea FFP. Las mascarillas (EPI) que son FFP reutilizables, tienen una estructura rígida y son los filtros P (P1,P2,P3) los que se cambiarán en los momentos correspondientes.

¿Son económicamente viables?

Para que lo fueran, deberían tener un precio similar a las que son su equivalente en filtrado, las quirúrgicas. Una mascarilla que puedes reutilizar cinco veces pero cuesta diez veces más que una quirúrgica será como con el resto de producto de modas, pagaréis la marca y eso ya irá a elección de cada uno.

¿Son las mascarillas que hay que elegir?

Entre un 90% y un 95% de capacidad de filtrado no hay demasiada diferencia. Entre un 95% y un 70% de las que no se rigen bajo la norma de las mascarillas higiénicas, sí que hay diferencia. Y el coronavirus no entiende de marcas, no lo olvidéis.

Tanto las higiénicas como las quirúrgicas protegen a los demás de que les podamos contagiar, cuestión importante teniendo en cuenta que podemos ser portadores asintomáticos.

Por otro lado, hay dos asuntos mucho más importantes que el tipo de mascarilla que escojáis:

- Usadla bien, sin manipular en el centro, no se lleva al cuello, ni como pendientes ni a la cabeza.

- Mantened la distancia de seguridad de dos metros. Siempre que podáis, hacedlo por quien no puede mantenerla.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Cómo diferenciar una mascarilla falsa de una que no lo es

Fabrica una mascarilla de tela de forma sencilla y en muy poco tiempo