Cuida tu piel

Cuida tu piel

Pecas, ¿se puede hacer algo para evitarlas?

Si eres de piel clara te sonará este temor que se manifiesta sobre todo en verano: que se te multipliquen las pecas como el milagro de los panes y los peces. Con el calor y las temperaturas en aumento, es muy difícil evitar la exposición de la piel al sol: llevamos manga corta, escotes, piernas al aire.. y ya sabemos que el sol le sienta mal a las pecas, ¿verdad?

Mujer con pecas
Mujer con pecas | iStock

Nova Life | Madrid | 18/07/2018

Pero, ¿puedes hacer algo para prevenirlas? Hablamos con la dermatóloga Elia Roo, de Clider, quien nos ilustra sobre el tema. Pero empecemos por conceptos básicos, ¿qué son las pecas?

Los melanocitos nos previenen de ser dañados por los rayos UVA y UVB del sol, pero cuando la radiación toca de cerca durante un tiempo prolongado, nuestro cuerpo produce las pecas, acumulando sobre la piel el pigmento de melanina. Las pecas son manchas rojizas o de color pardo marrón, pequeñas, y que aparecen en zonas de la piel expuestas al sol: nariz, mejillas, brazos, escotes… Suelen aparecer en la niñez y en la juventud y se manifiestan en verano y en invierno, desaparecen. Son más comunes en personas de piel clara y en pelirrojas. “Además, suele haber una predisposición genética”, explica Roo. O sea, el sol no es el único responsable: si uno de los miembros de la pareja las tiene, es muy probable que el hijo las herede.

¿Pueden prevenirse? Sí, evitando al máximo la exposición al sol, sobre todo en las horas más peligrosas (entre las 12 y las 16 horas), y con fotoprotección: siempre, de más de 50.

Mujer aplicando crema | iStock

“Lo que pasa con las pecas es que con los años persisten y se convierten en manchas solares o lo que los dermatólogos denominamos lentigos solares. Las pecas van y vienen pero lo que queda son estas manchas, siempre de mayor tamaño, de color marrón, que suelen aparecer a los 30, los 40…”, dice la dermatóloga.

Los lentigos ya no se van, al contrario de lo que sucede con las pecas, pero no temas, porque son benignos. Sí que se pueden aplicar tratamientos sobre estas manchas, asociadas a la edad, como puede ser el láser, un peeling… “Sin embargo, las pecas no se tratan”, concluye la experta.

No sufras por tener pecas: lúcelas como se merecen, si las tienes no necesitarás usar una base de maquillaje muy opaca, una crema BB corregirá pequeñas imperfecciones sin saturar tu cutis. Y puestos a elegir, opta por polvos translúcidos que dejarán un acabado más aterciopelado en tu piel. Mejor, con efecto mate.

Tu rostro es único, lúcelo con orgullo.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.