Novalife » Recetas

RECETA FÁCIL DE REPOSTERÍA

Cómo sorprender con unas trufas hechas con bizcocho red velvet

¿Buscas algo dulce que salga de lo común? Te traemos esta receta que puedes seguir paso a paso.

Publicidad

Estas trufas hechas con bizcocho red velvet van a hacer que los momentos dulces sean mucho más apetitosos y que no nos sintamos culpables por comer un trozo muy grande.

Ingredientes

240 mililitros de leche

2 cucharaditas de limón

105 mililitros de aceite

275 gramos de azúcar

2 huevos

280 gramos de harina

1 cucharadita de levadura química

15 gramos de cacao en polvo

1 cucharadita de bicarbonato

1 cucharadita de vinagre

½ cucharada de colorante rojo

250 gramos de queso crema

Chocolate al gusto para fundir

Trufas red velvet | Foto propia

Receta

En primer lugar debemos mezclar los 240 mililitros de leche con las dos cucharaditas de limón y reservar, ya que lo vamos a utilizar más adelante. A continuación vertemos 275 gramos de azúcar en los 105 mililitros de aceite junto con los dos huevos. A continuación también añadiremos la leche con limón que hemos hecho mezclado anteriormente. Vamos a añadir también los 280 gramos de harina con 1 cucharada de levadura, 15 gramos de cacao en polvo y 1 cucharadita bicarbonato, al que vertemos una cucharadita vinagre primero en un recipiente a parte.

Una vez tenemos todos los ingredientes en el mismo recipiente los removemos hasta conseguir una mezcla homogénea. Cuando ya la tenemos, añadimos una cucharadita de colorante rojo y volvemos a remover hasta que la mezcla esté completamente roja. Seguidamente, la vertemos a un molde y la introducimos al horno a 180º, con el calor arriba y abajo, durante 50 minutos.

Una vez esté hecho el bizcocho, lo dejamos enfriar y lo desmigamos (nos será más fácil si lo hacemos con la mano) y una vez desmigado añadimos 250 gramos de queso crema y lo integramos con el bizcocho.

Cuando esté todo bien mezclado, hacemos bolitas con la mano a nuestro gusto. Seguidamente vamos a meter las bolitas en la nevera durante 30 minutos. El último paso que queda es bañarlas en chocolate fundido, blanco o negro, y volver a introducirlas a la nevera durante 5 minutos.

Por último ¡decoramos! La decoración también puede ser a nuestro gusto con más chocolate o cualquier otro tipo de decoración para repostería.

¡A disfrutar!

Si te hace falta algunos de los utensilios que has visto en la receta puedes adquirirlos aquí:

Cuencos para mezclar

Utensilios cocina

molde para tartas

Utensilios para decorar tartas

Publicidad