Partido Popular

Feijóo señala que la polémica del protocolo del aborto "es un burdo intento de manipulación" del Gobierno

El presidente del Partido Popular dice que Vox "no tiene competencias para hablar" y acusa al Ejecutivo de alimentar la polémica.

Publicidad

Después del anuncio del vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Juan García-Gallardo, sobre el nuevo protocolo de abortos, la interrupción del embarazo es el nuevo 'caballo de batalla' en la agenda política. El presidente Alfonso Fernández Mañueco desautorizó a su vicepresidente y el Ejecutivo carga unido contra el Partido Popular tras las palabras de sus socios de Vox.

Por un lado tenemos a Vox, que amenaza al PP con romper el Gobierno de Castilla y León si no se cumple el protocolo. Por otro, al Gobierno, que quiere llevar ese protocolo al Constitucional porque entiende que la Junta no tiene competencias sobre el aborto. Y en medio, el Partido Popular. Su líder, Alberto Núñez Feijóo ha denunciado que todo esto es una polémica falsa, que no existe.

Feijóo afirma que el Ejecutivo que dirige Pedro Sánchez "monta ruido" y le acusa de enviar un requerimiento "gaseoso" a la Junta basado en "comentarios de ruedas de prensa". Además, ha querido recordar a Vox que "quien manda en la comunidad autónoma es su presidente". Así lo ha explicado en el programa 120 Minutos de Telemadrid. Califica las palabras de sus socios en Castilla y León de "comentarios de tertulia" que "no tienen ningún interés".

Denuncia un debate que "le viene bien al Gobierno"

Núñez Feijóo "este debate está clarísimo que le viene bien al Gobierno, porque intenta confundir a la gente". "Estamos ante un burdo intento de manipulación" del Gobierno, ha denunciado. "Cuando se pierde el respeto institucional en un país y cuando el Gobierno de la nación se convierte en un agente electoral entramos en una variante que me preocupa mucho más que la falsa polémica de la que estamos hablando", puntualizaba.

"No se puede coaccionar a ninguna mujer que quiera interrumpir su embarazo conforme a la ley vigente. No hay nada ni nadie que pueda interferir en este concepto", reiteraba Feijóo las mismas palabras que el presidente de Castilla y León.

Publicidad