La cantante estadounidense Pink ha revelado que tanto ella como su hijo de tres años, Jameson, han dado positivo en la prueba por coronavirus.

En el comunicado, la artista ha querido desvelar la dura situación que está viviendo su familia y cómo se encuentra actualmente, sincerándose sobre su estado de salud.

Tras varias semanas de un aislamiento absoluto en casa, Pink y su hijo se sometieron a una segunda prueba tras pasar la cuarentena recomendada por los especialistas y ambos han dado negativo.

Además, en el mensaje que ha enviado (que puedes leer en el vídeo de arriba), no solo relata por lo que han pasado sino que también critica la desigualdad y el difícil acceso a las pruebas, concienciando así a la población sobre la gravedad real de la enfermedad.

¡Dale al play!