Una mujer de Alcalá de Henares "pierde los papeles" y protagoniza escenas conflictivas en el barrio. Vecinos de la zona aseguran que desde las siete de la mañana ya está pegando gritos y discutiendo con gente.

Una de sus últimas actuaciones consistió en hacer sus necesidades frente a un establecimiento que le negó la entrada, al que además, le destrozó el mobiliario al pegar una fuerte patada contra el cristal del local. Asimismo, protagonizó otro suceso en el que se levantaba el vestido quedándose prácticamente desnuda en un paso de cebra, frente al asombro de conductores y transeúntes.

"Diariamente vienen patrullas a todas horas", "insulta a mayores, hace sus necesidades en los bancos del parque infantil y entra a robar en las tiendas", señalan residentes de la zona.

Uno de los vecinos que conocía desde la infancia a la mujer conflictiva apunta que el cambio ha sido radical "de un día para otro" y añade que tiene una orden de alejamiento por parte de sus padres.

"Está medicada, mezcla las pastillas con alcohol o directamente se le olvida tomárselas y actúa de esta forma", "es una cerveza tras otra, la lía y se vuelve loca", "es tan triste que no le doy un cigarro, ahora, si ella me pide un bocadillo yo se lo doy encantado, de eso no seré yo cómplice en su vida", concluía.