GALAXIA DE AGUA

La rápida rotación en el aire de la pelota una vez que ha absorbido la cantidad de agua suficiente, hace que la suelta por acción de la fuerza centrífuga. Esta es una fuerza de las llamadas ficticias y se dirige hacia afuera del objeto cuando este rota a una gran velocidad.

En este experimento, vemos que el agua se dispersa siguiendo una espiral que se aleja del centro debido a la mencionada rotación de la pelota, de forma que nos recuerda mucho a nuestra galaxia, la Vía Láctea.

La Vía Láctea es un tipo de galaxia de espiral barrada.

Una galaxia espiral barrada es aquella con una banda central de estrellas brillantes que abarca de un lado a otro de la galaxia. Los brazos espirales parecen surgir del final de la "barra" mientras en las galaxias espirales parecen surgir del núcleo galáctico. Las barras

son relativamente comunes: hasta dos tercios de las galaxias espirales contienen una. Dichas barras generalmente afectan tanto al movimiento de las estrellas como al del gas interestelar dentro de la galaxia espiral, y pueden afectar también a los brazos espirales.