Si vives en un lugar con mucha humedad habrás notado que tu casa es más fría de lo normal. En el vídeo te enseñamos una serie de trucos para acabar con la humedad en tu hogar, y ganar unos cuantos grados más.

La humedad, seguramente sea una de las mayores razones por las que una casa se mantiene fría. Otro motivo podría deberse a un mal aislamiento. Si la causa es la primera, se podrán ver manchas de agua en las paredes, o simplemente lo notarás.

Meterte en la cama y sentir las sábanas mojadas pero sin estarlo, es una consecuencia directa de la humedad. Ciertamente incómodo, más en estas fechas del año en que un hogar calentito y un edredón es de lo más acogedor. Es por ello que recurrir a distintos trucos para conseguir acabar con la humedad en el aire pueden resultar de lo más efectivos para lograr regular la temperatura y ambiente en tu hogar.

Asimismo, muchos objetos se estropean con la humedad, como el material de metal, que termina oxidándose. Y si queremos evitar que esto nos ocurra, y que en las paredes se formen manchas, lo mejor que podemos hacer es llevar a cabo los trucos que se cuentan en el vídeo situado en la parte superior del artículo.

Por otro lado, si las puertas de tu casa chirrían, es muy posible que se deba a que la humedad las ha estropeado, y que tengas que recurrir a otros métodos para arreglar este desagradable sonido. Es así, que combatir la humedad en un hogar antes de que ésta comience a estropear las puertas y demás objetos compuestos por materiales de óxido, va a resultar más efectivo que esperar a que ya estén estropeados.

En el vídeo superior te mostramos un conjunto de soluciones para acabar con la humedad que, además, darán a tu casa unos grados de más, imprescindibles en invierno para no necesitar conectar el calefactor continuamente, y permitirte así ahorrar.

SEGURO QUE TE INTERESA:

Así puedes quitar el olor a humedad de las toallas sin esfuerzo

Cómo limpiar las partes más duras de la casa