Tira de verduritas y pescado

Tira de verduritas y pescado

Cómo ir de barbacoa en barbacoa y no engordar

Con la llegada del buen tiempo, nos apetece salir al jardín o terraza y encender la barbacoa, y suele ser acompañados de familia y amigos. Eso suele conllevar una serie de excesos que no convienen en plena época de bañador, así que te damos unos truquitos para que tus barbacoas sean saludables, a la vez que llevaderas.

Barbacoa, que llega el verano
Barbacoa, que llega el verano | Pexels

1. Escoge bien qué tipo de carne vas a comer

Las protagonistas de las barbacoas suelen ser las carnes con exceso de grasa, como pueden ser las costillas de cerdo o la panceta. Como ya sabemos, hay carnes que son más pesadas que otras, por eso debemos seleccionar la que más oportuna creamos para mantener nuestra línea, como por ejemplo, un muslo de pollo o conejo, o un filete de ternera.

Barbacoas de carne o pescado | Cocinatis


2. La barbacoa no trata sólo de carne, apuesta por la verdura y el pescado

Si crees que la carne posee el monopolio de la barbacoa, te equivocas. Hay muchas alternativas más sanas como el pescado o la verdura. Unas buenas sardinas son idóneas para hacer a la brasa, que les da un sabor excepcional. En cuanto a verdura, puedes idear muchísimas combinaciones. Cuando acabes de encender el fuego, pon unos pimientos rojos y berenjenas, que resultarán en una escalibada buenísima para acompañar. También te recomendamos que pruebes las alcachofas o los boniatos, quedan de muerte.

3. No te pases con las salsas

Resistir la tentación es duro, pero hay cantidad de opciones que no te van a hacer echar de menos las salsas. Marina tus carnes con cítricos, especias o salsa de soja (sin azúcar y baja en sal), le dará a tu comida un toque excepcional que te encantará. Recuerda que un simple chorrito de limón por encima es el mejor aderezo para el pescado. También puedes hacer una salsa saludable con aceite, ajo y perejil, para condimentar el pescado y la verdura, sencilla pero riquísima.

Ensalada de Hinojo y espárragos | Bárbara Amorós

4. Olvídate del picoteo y hazte una ensalada

Es evidente que cuesta mucho obviar las patatas, aceitunas y demás alimentos que constituyen la ‘pre-barbacoa’. Para no caer en la tentación, prepárate tu ensalada con los ingredientes que más te apetezcan, esto también hará que comas en menos cantidad después.

5. Modera el alcohol

Ya sabemos que cualquier barbacoa va ligada a unas cervecitas, un vino o unos cócteles. Si no quieres engordar, toma agua con limón, o puedes ponerle la fruta que más te guste para darle sabor. Procura no tomar más de una cerveza o copa, ya que el alcohol es el peor enemigo de la dieta. No te servirá de nada comer saludable durante la barbacoa si luego ingieres una alta cantidad de alcohol.

Minibrochetas de fruta, ideales para los niños | Agencias

6. Cuidado con los postres

Tus invitados han traído una tarta y helados, déjalos para ellos. Si aún te queda sitio para el postre, haz unas brochetas con frutas veraniegas, que son buenísimas a la vez que coloridas. El dulzor de la fruta te hará olvidar esa tarta llena de azúcar que culmina la mesa, y no sentirás ese hinchazón tan propio después de una barbacoa.

Txell Mesalles Sanfeliu | Barcelona
| 30/06/2018

Los mas vistos

Hogarmania

Cómo proteger los muebles del jardín en otoño

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.