Hepatitis infantil

La advertencia de la OMS sobre la hepatitis infantil: la mayoría de casos se detectan en Europa en niños de hasta 16 años

La Organización Mundial de la Salud ha alertado de que la hepatitis infantil de origen desconocido es un tema "muy urgente" y advierta a Europa, ya que la mayoría de los casos se han detectado en este continente.

En resumen

Publicidad

Ya lo advirtió el pasado lunes la Organización Mundial de la Salud: siguen registrándose casos de la hepatitis infantil de origen desconocido. La OMS alerta de que es un tema "muy urgente", puesto que ya se han detectado 228 casos en 20 países.

Preocupa especialmente este dato: la mayor parte de los casos se están dando en Europa. También hay algunos casos confirmados en Estados Unidos, América Latina y Asia, pero sobre todo en nuestro continente. La edad de los que más se contagian, oscila entre los bebés que tienen apenas un mes de vida, y adolescentes de hasta 16 años.

Según ha informado el portavoz de la OMS, Tarik Jasarevic, hay otros 50 casos sospechosos que están siendo investigados.

Todo lo que se sabe de los casos de hepatitis infantil

Los primeros casos hepatitis aguda infantil se detectaron en Reino Unido. El 5 de abril la OMS informaba de 10 casos en niños menores de diez años sin dolencias previas. Desde esa fecha se han detectado en países como España, Israel, Dinamarca, Italia, Estados Unidos, Indonesia y Bélgica, entre otros.

Las edades de los niños afectados oscilan entre el mes y los 16 años. En su informe, la OMS asegura la mayoría de los casos no presentan fiebre y no se han detectado en ninguno de ellos los virus habitualmente asociados a estas dolencias (los de las hepatitis A, B, C, D y E).

Del total de casos de hepatitis infantil detectados en todo el mundo, al menos cuatro han sido mortales (tres en Indonesia). Además, según figura en el informe de la OMS, el 10% de los niños hasta entonces afectados habían necesitado un trasplante de hígado tras contraer esta nueva enfermedad. Los principales síntomas de esta enfermedad suelen ser dolores abdominales, diarrea o vómitos.

Y en cuanto al origen, la OMS baraja que esta enfermedad se causada por un adenovirus, quizá el tipo 41, detectado en decenas de estos casos, aunque esta clase de virus normalmente van asociadas a dolencias respiratorias leves.

Publicidad