Publicidad

El rey subraya que cualquier actuación censurable de personas con responsabilidades públicas debe ser "juzgada y sancionada con arreglo a la ley", porque "la justicia es igual para todos", si bien anima a no generalizar comportamientos individuales, "so pena de cometer una gran injusticia".

En las palabras que ha dirigido esta noche a los españoles en su mensaje de Nochebuena, Don Juan Carlos ha señalado que le preocupa "enormemente" la desconfianza que parece extenderse en algunos sectores de la opinión publica respecto a "la credibilidad y prestigio" de algunas instituciones de España, antes de recalcar: "Necesitamos rigor, seriedad y ejemplaridad en todos los sentidos".

"Necesitamos rigor, seriedad y ejemplaridad en todos los sentidos"

"Todos, sobre todo las personas con responsabilidades públicas, tenemos el deber de observar un comportamiento adecuado, un comportamiento ejemplar", ha insistido el rey, y ha considerado "natural" que la sociedad reaccione "cuando se producen conductas irregulares que no se ajustan a la legalidad o a la ética". 

"Afortunadamente, vivimos en un Estado de derecho y cualquier actuación censurable deberá ser juzgada y sancionada con arreglo a la ley. La justicia es igual para todos", ha añadido el monarca. En todo caso, el jefe del Estado ha advertido: "No debemos, sin embargo, generalizar los comportamientos individuales, so pena de cometer una gran injusticia con la inmensa mayoría de servidores públicos y también de empresarios o trabajadores del sector privado, que desarrollan su labor de forma ejemplar y honesta". 

El llamamiento de don Juan Carlos a garantizar la ejemplaridad de las personas con responsabilidades públicas se produce unos días después de que la Casa del Rey calificara de "no ejemplar" el comportamiento del esposo de la infanta Cristina, Iñaki Urdangarin, y anunciara que el duque de Palma dejará de participar en actividades oficiales.

"Es ya tiempo de que los terroristas entreguen sus armas asesinas y desaparezcan para siempre de nuestras vidas"

Palabras sobre ETA
"Ahora es ya tiempo de que los terroristas entreguen sus armas asesinas y desaparezcan para siempre de nuestras vidas". En su alocución de Nochebuena, ha ofrecido a las víctimas del terrorismo "apoyo, solidaridad y afecto", antes de recalcar: "Este es nuestro firme compromiso, para recordar que su sacrificio no ha sido en vano"; el compromiso "de una sociedad libre que no se deja amedrentar, que exige justicia y reparación para quienes fueron víctimas de la violencia por no querer someterse a la dictadura del terror".

Esta vez, en el escenario elegido por el monarca para su discurso pudo verse una fotografía de Don Juan Carlos entre el anterio presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, y el actual, Mariano Rajoy, en lo que se entiende como un llamamiento a la concordia y a evitar la lucha partidista.