Marta ha confesado ante su hermana Rosa ser ella la responsable de que su relación con Adolfo no dé sus frutos. Rosa, que ha rezado mucho para que lo que escuchó en las escaleras de La Casona no sea cierto, se muestra de lo más dolida por la gran traición que ha recibido por parte de su hermana.

"Mientras yo confiada en ti, tú te burlabas de mis sentimientos"
Rosa le ha dejado ver a Marta que no hay lugar para las disculpas y que esto ha marcado un antes y un después en su relación. Ambas, con lágrimas en los ojos, ven como su unión de hermanas se desvanece para siempre. ¿Qué ocurrirá ahora?

La visita de Don Filiberto al negocio de Matías y Marcela podría marcar un antes y un después en su matrimonio. Sus sabias palabras han hecho que Matías cambie de opinión con respecto a la situación que está viviendo con su esposa. Además, Marcela le ha recordado las palabras que Raimundo les dijo antes de marcharse de Puente Viejo. ¿Volverán a ser la familia feliz que un día fueron?

La pequeña Belén debe regresar a Sevilla para cumplir con la voluntad de Gracia antes de fallecer. Allí vivirá con la familia de su madre y, a pesar de que Dolores la echará mucho de menos, todos saben que es lo mejor para ella. Dolores se ha despedido de ella con mucha tristeza pero pensando en el momento que volverán a verse. ¡Qué triste ha sido!

"Suplico tu perdón porque no puedo seguir viviendo sin ti, Rosa", escribe Marta
Marta escribía una carta en la que expresarle a su hermana todo lo que le ha pasado cuando Ignacio Solozábal acude a hablar con su hija. Sabe que algo ha pasado entre las hermanas mayores y cree que si Marta se lo cuenta a su padre, todo se arreglará más rápido. ¿Cómo reaccionaría el hombre si sabe que su hija también está enamorada de Adolfo de los Visos? ¿Le confesará Marta todo lo que ha ocurrido en este triángulo amoroso?