ObjetivoTV » Betty ve telenovelas

BETTY VE TELENOVELAS

'Amor de Contrabando': El capitán, la signorina y otros personajes que debes (re)conocer

'Amor de contrabando' ('Kara para ask') fue la segunda ficción turca que llegó a las pantallas españolas y sigue ostentando el título de estreno más visto dentro de ese género. Ahora regresa a Nova, lo que da una nueva oportunidad para (re)conocer al capitán, a la signorina y a otros personajes claves en esta historia.

‘Amor de contrabando’ llega a su recta final

nova ‘Amor de contrabando’ llega a su recta final

Publicidad

El capitán Omar Demir

Engin Akyürek interpreta al capitán Omar Demir, un hombre que pasa de regresar reconocido profesionalmente e ilusionado emocionalmente a vivir una auténtica catarsis laboral y sentimental. Laboral porque se ve en la tesitura de investigar el asesinato de su novia y sentimental porque ese crimen le hace descubrir que la mujer con la que planeaba vivir su vida no era como aparentaba ser.

Y ahí quizá está el punto débil de este héroe valiente, inteligente, astuto, generoso y con un especial sentido del humor. El capitán Demir es un brillante policía con un don para detectar las mentiras, salvo en el caso de que quien mienta sea alguien que le importa. Cuanto más cercana es la persona que lo engaña, más tarda Omar en descubrir la verdad. Y ese handicap le provocará más de un disgusto.

Así pues, conocemos a Omar Demir en su momento de mayor fragilidad, pero poco a poco iremos descubriendo su fortaleza para resistir los golpes de la vida, su perseverancia para llegar a la verdad del crimen que altera todos sus planes, su insistencia en proteger a su familia de todo y de todos, y su lucha interna ante unos sentimientos que llegan cuando menos se espera y hacia quien menos podía imaginar.

Y ese es el gran encanto de Omar Demir. Que capítulo a capítulo admiraremos su valentía de héroe incansable, despotricaremos con determinadas actitudes incomprensibles y suspiraremos cuando se muestre como el más romántico de los galanes.

La signorina Elif Denizer

Y como compañera de aventuras del capitán Demir tenemos a Elif Denizer (Tuba Büyüküstün), la signorina, que ve como su plácida vida de diseñadora de joyas en Roma llega a su fin de forma abrupta. Con el asesinato del patriarca Denizer, Elif no solo pierde a su padre, sino también la comodidad económica, la estabilidad empresarial y la tranquilidad familiar.

Elif descubre de repente que su padre había mentido sobre la situación de la empresa y, lo que es peor, esas mentiras ponen en peligro a toda la familia porque los nuevos “socios” no son de los comprensivos, amables y educados. Ni piden las cosas por favor ni, desde luego, dan las gracias. Y Elif lo descubre por las malas.

Sin embargo, la signorina consigue transformar su miedo en valentía, sus temores en determinación, su ansiedad en seguridad y así, poco a poco, la niña bien de la alta sociedad se convierte en la mejor compañera de un curtido detective, en una empresaria capaz de reorientar todo un emporio empresarial y en la cabeza de una familia desnortada.

Y en medio de todo esto también descubriremos a la Elif enamorada de un hombre con el que nunca se hubiera cruzado de no haber sido por ese cruel crimen que cambió su vida para siempre.

El tío Tayyar

En toda historia tiene que haber un villano y aquí el papel le toca al tío Tayyar. A los ojos del mundo es un respetado y respetable empresario y filántropo, pero tras esa impoluta fachada esconde un buen número de secretos y será la misión del capitán y la signorina revelarlos uno a uno, aunque ella al principio sea incapaz de creer que el mejor amigo de su padre pueda ser quien Omar cree que es.

El gran problema es que como casi todos los villanos, Tayyar, además de perverso y cruel, es tremendamente inteligente, astuto y hábil. Sabe ocultar sus pasos a la perfección y tampoco tiene escrúpulos a la hora de manipular, amenazar y/o chantajear a quien sea con tal de salirse con la suya.

Metin, la mano derecha del mal

Y todo villano tiene a su lado al correspondiente secuaz. En este caso Metin, el personaje más enigmático de toda esta historia. Con Metin no puedes despistarte ni un segundo porque nunca sabes por dónde te va a sorprender. De repente es la mano derecha del mal, pero, al mismo tiempo, puede acabar enamorado de la mujer a la que ha conocido en circunstancias no demasiado lícitas.

Además, mantiene una relación muy peculiar con su mentor. Hay momentos en que parece el más servil, pero en otros momentos actúa como si estuviera dispuesto a destruirlo. Eso sí, para colocarse él en su privilegiada posición.

Metin tiene sobrados motivos para aborrecer Tayyar pero el vínculo que los une es tan complejo que hace imprescindible seguir todos y cada uno de los pasos de este oscuro personaje para, al menos, intentar entenderlo. Y, sobre todo, para comprender la dualidad en la que él mismo vive. Lo conocemos como Metin, el hacedor de las órdenes de Tayyar, pero con el tiempo descubriremos a Fatih, que, sin ser un santo, al menos intenta hacer algunas cosas de la mejor manera posible.

Nilüfer, la hermana perdida

Y al hablar de Metin, es imposible no mencionar a Nilüfer, la más joven de las Denizer, y también la más inestable e inmadura. Si Elif evoluciona con los problemas hacia una mujer fuerte y decidida, Nilüfer parece empequeñecer cada vez más.

Es cierto que le toca vivir una experiencia sumamente desagradable, pero su forma de vivir esa situación la marcará sin remedio y sin vuelta atrás. Y esa relación que se fragua en medio de un encierro provocará más de un dolor de cabeza al capitán y la signorina.

Porque Nilüfer toma partido desde el primer momento por ese hombre que ha llegado a su vida de una forma poco ortodoxa e insiste una y otra vez en ver sólo el lado bueno (Fatih) ignorando, consciente o inconscientemente, el lado oscuro (Metin).

Huseyin, el hermano

Una de las cosas de las que siempre presume Omar es de la unidad y honestidad de los Demir. El capitán está muy unido a su familia y se siente especialmente orgulloso de ese hermano mayor que ha sido, además, padre y guía.

Omar confía ciegamente en su hermano, pero no tardará demasiado en descubrir que ese hermano que ha sido su ejemplo a seguir, guarda también demasiados secretos. Algunos hablan de su moralidad y de su concepto de familia, pero el más grave, el más delicado, el más doloroso tardará en descubrirlo y, cuando lo haga, será demoledor para todos.

Bahar y Levent, los presuntos amigos

Si Huseyin guarda secretos, Bahar no se queda atrás. Es la presunta mejor amiga de Elif pero su concepto de amistad se basa en criterios muy particulares. Una amiga no es envidiosa, ni insidiosa, ni avariciosa. Y, desde luego, una amiga no idea todo un plan para intentar arruinar económicamente a su amiga y, de paso, lastimarla sentimentalmente.

Pero, claro, Bahar no podría llevar a cabo su plan sin contar con la colaboración de su novio, un Levent que se presta a enamorar a Elif para quedarse con esos misteriosos diamantes que todos buscan y nadie encuentra.

Ardá y Pelin, los verdaderos amigos

Si Bahar y Levent presumen de amigos de Elif, pero se mantienen a su lado a base de engaños y mentiras; Ardá y Pelin son todo lo contrario. Ellos son los amigos que irían al infierno si hiciera falta por Omar. Son los que siempre responden al teléfono cuando Omar llama. Son los que siempre lo acompañan cuando necesita refuerzos. Son los que siempre lo escuchan cuando necesita desahogarse. Son los que siempre lo protegen cuando está en apuros.

Y que su relación con Omar no nos haga perder de vista la especial y peculiar relación que mantienen entre ellos. Un continuo y constante tira y afloja de dos eternos enamorados que nunca consiguen encontrarse en el mismo punto.

Elvan y Melike, las mujeres Demir

Omar tiene otros dos apoyos importantes en su casa. Por un lado, su madre, Elvan, el personaje más tierno, generoso y dulce de toda esta historia. Es prácticamente imposible encontrarle un “pero” a esta mujer que crio sola a sus dos hijos, que consigue que su hogar sea un remanso de paz, que recibe con la mejor de sus sonrisas a todos cuantos llaman a su puerta y que no hace preguntas que sabe que no debe hacer.

Elvan es el refugio para Omar y también se convertirá en una persona clave en la vida de Elif, que encontrará en la sencillez de esa mujer la calidez, el cariño y la ternura que necesita en los peores momentos.

Y si Elvan es la calma, su nuera Melike es una tempestad permanente. Melike es un torbellino. No calla, no se detiene nunca y, lo que es peor, en muchas ocasiones no piensa antes de hablar o quizá simplemente sea que dice todo aquello que piensa sin medir las consecuencias. Eso sí, aunque la primera impresión no sea la mejor, Melike se merece una oportunidad porque su camino en esta historia no va a ser nada fácil.

Habría que hablar de otros personajes como Asli, la mayor de las Denizer; de Mert, el hijo de Tayyar o del comisario Ali, jefe de Omar. Y, desde luego, llegado el momento habrá que comentar la llegada de nuevos personajes como la tía Nedret o Ipek.

Pero, por ahora, concentrémonos en la oportunidad que se abre ante nosotros.

Para los que ya vivimos este 'Amor de contrabando', la oportunidad de reencontrarnos con unos personajes a los que ya reconocemos casi como parte de nuestra familia.

Para los que viven por primera vez este 'Amor de contrabando', la oportunidad de conocer a unos personajes que no olvidarán.

Publicidad