Rape Day es un videojuego que propone al gamer situarse en un apocalipsis zombie. Pero el papel del usuario además, involucra ponerse en la piel de un sociópata cuyas aficiones entre otras son la violación y la tortura. Pero Rape Day nunca llegó a estar disponible en la plataforma de videojuegos Steam, sólo se podía ver anunciado ya que, como comentó su autor, el proceso de revisión del juego por parte de la desarrolladora de videojuegos Valve, estaba requiriendo más tiempo de lo previsto debido al tipo de contenidos.

Sin embargo, las reacciones producidas por el mundo gamer en las redes sociales ha acabado por poner a Valve ante una difícil decisión: actualizar la normativa de publicación en Steam o dar vía libre a esta clase de contenidos y cargar con las consecuencias. Pero finalmente, Rape Day no llegará a Steam por motivos que la desarrolladora ha decidido explicar en una entrada en el blog de Steam:

"Es posible que, durante la semana pasada, hayáis oído hablar sobre un juego llamado Rape Day que llegará pronto a Steam. Hoy hemos decidido no distribuir este juego en Steam. Y debido a nuestro anterior comunicado sobre ¿Quién llega puede estar en la tienda de Steam?, creemos que esta decisión merece una explicación más detallada.

Gran parte de nuestra política sobre lo que distribuimos es, y debe ser, reaccionaria: nuestra labor se basa en esperar y ver qué nos llega a través de Steam Direct. Luego, debemos emitir un juicio sobre cualquier riesgo que suponga para Valve, nuestros socios desarrolladores o nuestros clientes. Después de investigar y analizar de manera significativa, creemos que Rape Day presenta costos y riesgos desconocidos y, por lo tanto, no estará en Steam.

Respetamos el deseo de los desarrolladores de expresarse, y el propósito de Steam es ayudar a los desarrolladores a encontrar una audiencia, pero este desarrollador ha elegido el contenido y una forma de representarlo que nos dificulta mucho ayudarle a hacerlo."

En pocas palabras, ante la incomodidad que el videojuego ha causado en las redes sociales, Valve ha decidido no publicarlo por los daños que pudiera causar a la empresa.

Sin embargo la polémica parece no terminar aquí puesto que el creador del videojuego ha querido pronunciarse: "Se trata de ficción. No puedes considerar prohibir la violación en la ficción bajo una perspectiva razonable sin prohibir el asesinato y la tortura. El asesinato se ha normalizado en la ficción, mientras que la violación aún no se ha normalizado." El creativo, conocido como "Desk Lamp" ha asegurado que su juego acabará siendo publicado de un modo u otro.