Jon Rahm y Kelley Cahill se han dado el "sí, quiero" en una romántica boda en la Basílica de Nuestra Señora de Begoña de Bilbao cerrando así uno de los mejores años tanto profesional como personalmente para el golfista.

La novia, que ha elegido un moño bajo para la ocasión, ha lucido un elegante vestido palabra de honor con escote corazón y evasé desde la cintura de un color blanco marfil con bordados florales. Además, le ha dado un toque tradicional con un velo a juego con el vestido y un discreto ramo en tonos blancos y rosados.

Por su parte, el deportista ha elegido un traje de chaqueta azul marino con solapas negras y una corbata del mismo color.

Él es vizcaíno y ella es norteamericana y se conocieron durante su época de estudiantes en la Universidad de Arizona, lugar de residencia de la pareja desde hace 8 años. Esta es la primera de las dos bodas que tienen previsto celebrar, ya que harán otra en San Diego para que también puedan asistir los familiares y amigos de Cahill.