Ingredientes (4p.):

1 lámina de hojaldre

2 melocotones

2 cucharadas de azúcar

mermelada de melocotón

canela

hojas de menta

corte 4: - horno 200º C 12-15 min

corte 5: - horno 200º C 10 min

Elaboración:

Extiende el hojaldre con su papel sobre una superficie lisa, espolvoréalo con un poco de azúcar y estíralo (un poco) con un rodillo. Con ayuda de un cortapastas redondo y marca 4 círculos.

A continuación, coloca el hojaldre con su papel sobre una bandeja de horno y pincha los círculos con un tenedor. Cubre el hojaldre con otro papel de hornear y coloca otra placa de horno encima para que no suba. Hornéalo a 200º C durante 12-15 minutos. Retíralo y deja que se temple un poco. Separa los 4 círculos de hojaldre y trocea las recortes sobrantes.

Pela los melocotones, córtalos por la mitad y después en rodajas finas. Aplasta cada montoncito con la mano formando 4 círculos (forma de flor abierta) y colócalos sobre los círculos de hojaldre. Espolvoréalos con un poco de canela y un poco de azúcar. Hornéalos de nuevo a 200º C durante 10 minutos.

Sácalos del horno y pinta los melocotones con un poco de mermelada. Decóralos con unas hojitas de menta y acompáñalos con los trozos sobrantes de hojaldre.

Consejo:

Este tipo de tartaletas quedan muy bien. Para variar su sabor, lo único que tenéis que hacer es cambiarles las frutas.