Celebrities » Sangre Azul

ROMPE SU SILENCIO

Alberto de Mónaco responde por primera vez a los rumores de crisis con la princesa Charlene

Alberto de Mónaco ha hablado por primera vez de las habladurías que, desde hace cuatro meses, señalan que atraviesa una crisis en su matrimonio con Charlene de Mónaco.

Alberto de Mónaco y Charlene de Mónaco

Gtres Alberto de Mónaco y Charlene de Mónaco

Publicidad

Alberto de Mónaco ha roto su silencio para pronunciarse sobre los rumores de crisis con la princesa Charlene después de que su estancia en Sudáfrica, a donde se trasladó el pasado mes de mayo, se viera prolongada por una complicada y grave infección de garganta, nariz y oídos que, hasta día de hoy, le ha impedido regresar al Principado.

Un inesperado varapalo por el que ha tenido que intervenirse a varias operaciones del las que se encuentra recuperándose, sin embargo, eso no ha sido motivo para que las especulaciones acerca de una supuesta crisis del matrimonio tras estar cuatro meses separados se desvanezcan.

Ahora, en una entrevista concedida a 'People', el príncipe ha querido poner fin a los rumores que circulan durante este tiempo. ''¡No se fue de Mónaco por una rabieta!'', señalaba Alberto en el último número de la citada revista. ''No se marchó porque estuviera enfadado conmigo, ni con nadie. Bajó a Sudáfrica para evaluar el trabajo que su fundación hace allí y pasar un poco de tiempo con su hermano y algunos amigos'', continuaba explicando.

En cuanto a la estancia de su mujer en su país natal, comenta: ''Se suponía que iba a estar una semana larga, 10 días como máximo, y al contraer esa infección surgieron todas estas complicaciones médicas'' y hace hincapié en que ''ella no se exilió. Tenía un problema médico que necesitaba ser tratado''.

El marido de la sudafricana ha hecho autocrítica y es consciente de que ''probablemente debería haberme pronunciado antes sobre los rumores. Pero estaba concentrado en cuidar de los niños. Y pensé que las habladurías seguramente desaparecerían. Ya sabes que si uno intentara contestar a todo lo que sale publicado, se pasaría todo el rato respondiendo y sería una pérdida de tiempo'', confesaba.

Asimismo, ha desvelado que esta situación no está siendo nada fácil para ninguno de los dos: "Por supuesto que la afecta a ella, por supuesto que me afecta a mí. Malinterpretar las cosas siempre es perjudicial... Somos un blanco fácil, fácil de atacar, porque estamos en el punto de mira'', se sinceraba.

Seguro que te interesa...

Así se tapa ahora la cara Charlene de Mónaco para evitar que se hable de sus retoques faciales

Publicidad