Espontánea con su estilo, no deja lugar a las marcadas tendencias de moda. Túnicas bolcheviques o de línea mao, nos muestran su afición por el exotismo. Del más fino tafetán de seda, al grueso crepe de lana, de un ligero jerse y estampado, al punto Roma.

Los abrigos de corte estricto conceden con utilidad coloristas cuellos de visón. ¿Austera o extravagante?¿femenina con faldas tubo o masculina con anchos pantalones? Simplemente, una mujer inmersa en la versatilidad de una cultura por la libertad y la diversidad.