19 de octubre, Día Internacional del Cáncer de Mama

Publicidad

Cáncer de Mama

Día internacional contra el Cáncer de Mama 2019: ¿Por qué se celebra el 19 de octubre?

La Organización Mundial de la Salud fijó el 19 de octubre como el Día internacional contra el Cáncer de Mama con el objetivo de crear conciencia y promover que cada vez más mujeres accedan a controles, diagnósticos y tratamientos oportunos y efectivos para que conseguir que se produzca una detección precoz de la enfermedad en el mayor número de casos posibles.

En resumen

  • La detección precoz es muy importante para afrontar el cáncer de mama
  • La OMS quiere promover las medidas de prevención como las mamografias o la autoexploración mamaria

El cáncer de mama es el cáncer más frecuente en las mujeres, tanto en los países desarrollados como en los países en desarrollo, y representa el 16% de todos los cánceres femeninos. Aunque esta enfermedad está considerada como una anomalía que está más presente en el mundo desarrollado, la mayoría de las defunciones se registran en los países en desarrollo, un 69% del total.

Este último dato se debe a que la piedra angular para aumentar la supervivencia a este tipo de cáncer es la detección precoz, por lo que las medidas para localizarlo y afrontarlo son más eficaces en los países desarrollados que en los países en desarrollo. Debido a ello y por iniciativa de la Organización Mundial de la Salud, el 19 de octubre fue fijado como el día en el que se celebra mundialmente el Día internacional contra el Cáncer de Mama con el objetivo de crear conciencia y promover que cada vez más mujeres accedan a controles, diagnósticos y tratamientos oportunos y efectivos.

El cáncer de mama en España tiene una tasa de supervivencia a 5 años superior al 90%. Lo que significa que más de 90 de cada 100 personas que padecen cáncer de mama continúan vivas 5 años después de haber sido diagnosticadas. Por este motivo, es importante realizar las medidas de prevención pertinentes, como las mamografias o autoexploración mamaria, porque una detección a tiempo supone aumentar exponencialmente la probabilidad de superarlo.

Los hábitos de vida saludables siempre ayudan a reducir la incidencia de cáncer de mama a largo plazo. Sin embargo, hay que tener en cuenta que existen unos factores de riesgo como el sexo, la edad o los factores hereditarios u hormonales incrementan la posibilidad de tener esta enfermedad.

Publicidad