Justin Bieber tiene serios problema con ‘Despacito’. Si hace unas semanas todo el mundo se burló de él cuando durante una actuación en el 10AK de Nueva York no fue capaz de cantar el temazo de Luis Fonsi y Daddy Yankee porque apenas si sabía la letra, ahora ha vuelto a pasarle lo mismo.

El canadiense continua con su gira mundial y recientemente ha estado en Suecia, donde sus fans le reclamaron que cantase ‘Despacito’, pero el artista prefirió no hacerlo usando como excusa que no se sabía la letra, por lo que algunos no se lo tomaron nada bien. Hasta tal punto de que alguien del público le lanzó una botella de agua, objeto que Bieber esquivó rápidamente sin que llegara a golpearle.

Visto lo visto, más le valdría a Bieber aprenderse la letra de la canción que ahora todo el mundo baila a lo largo y ancho de este mundo, éxito al que él ha contribuido haciendo un remix en el que canta el estribillo en español.