Züleyha, Yilmaz y Demir: un triángulo lleno de amor, celos y odio

Publicidad

Antena 3 » Series » Tierra Amarga » Noticias

Todo lo ocurrido

Züleyha, Yilmaz y Demir: un triángulo lleno de amor, celos y odio

Las relaciones a tres nunca suelen salir bien, y menos en ‘Tierra Amarga’.

La historia de Züleyha y Yilmaz ha cautivado ya a más de un millón de espectadores. Cada tarde el rancho de ‘Tierra Amarga’ abre sus puertas y nos cuenta algo nuevo. Prácticamente no ha hecho más que empezar, pero ya nada tiene que ver con lo que era en un principio.

La joven pareja vivía plácidamente en Estambul hasta que un abuso sexual y un crimen ponen patas arriba sus vidas. Desde entonces se embarcarán en una nueva aventura y pondrán su amor a prueba.

El rumbo les lleva hacia Adana, y buscando una posibilidad para sobrevivir acaban en el rancho de la familia Yaman. Lo que ninguno de los dos sabe es que ese lugar terminará por cambiarlo todo.

Aparecerá en sus vidas Demir Yaman, el hijo heredero de todas las tierras de Çukurova. Él será el último vértice que conforma el triángulo, y sobre todo, la pieza que desestabilice la relación de Züleyha y Yilmaz. Ambos comenzarán a trabajar en el rancho, pero deberán hacerse pasar por hermanos para que no les separen.

Los celos de Yilmaz poco a poco comenzarán a aflorar, y es que aunque se ponía en lo peor, nunca llegó a imaginar todo lo que sucedería después.

La cárcel será la encargada de terminar de separar a Yilmaz y Züleyha y a la joven no le quedará otra que sacrificar su felicidad para salvarle la vida a su amor. Como un pájaro en una jaula de oro, pasará sus días en el rancho y tendrá que aceptar contraer matrimonio con Demir. ¿Qué por qué lo hace? Para conseguirle un buen abogado a Yilmaz y evitar que le condenen con la pena de muerte.

Con ello comenzará un amor controlador, obsesivo y ostentoso que pondrá a Züleyha en el centro de la vida de Demir. Y como si la joven se tratara de un trofeo, Demir expondrá su matrimonio y su falsa felicidad a los cuatro vientos.

Pero Demir sabe que, aunque su corazón pertenezca a la joven Züleyha, ella no le ama. Y la poca dulzura que parecía tener desaparecerá para dar paso a su faceta más oscura. Züleyha deberá contentar los caprichos de Demir y aceptar que su destino, hasta el momento, es vivir por y para ser su esposa.

En cuanto Demir se entera de que el corazón de Züleyha está ocupado por Yilmaz, su actitud cambia por completo, y todo el apoyo que le prometió brindarle para salir de prisión desaparece. Algo que destrozará a la joven cuando se entere y que terminará por hundirla cuando la falsa muerte de su amado llegue a sus oídos.

Pero la situación no se queda ahí, pues Züleyha descubre que está embarazada y no precisamente de Demir, como todo el mundo cree, sino de Yilmaz. Un secreto que deberá esconder y que solo conocerá Hünkar, la señora de la casa.

Con el nacimiento del bebé, las pocas posibilidades que tenía de escapar de ahí desaparecerán. Desde entonces, Züleyha ya no solo pensará en ella, sino que su responsabilidad como madre se pondrá por encima de todo.

Y cuando Züleyha parece que comienza a hacerse a la idea de cuál es la vida que deberá vivir, un reencuentro inesperado pondrá patas arriba la falsa estabilidad del matrimonio. Yilmaz no murió en el incendio de la cárcel y consiguió salir de ella gracias a la declaración de una amnistía que ponía en libertad a unos cuantos presos.

Los corazones de ambos se aceleran, pero Yilmaz no entiende lo que a ojos de él parece: su amada Züleyha se ha olvidado de él y ha rehecho su vida con Demir.

Desde entonces comenzarán las idas, las venidas y el verdadero sufrimiento de la pareja: tan juntos, pero separados por realidades distintas. Y a tal punto llegará la obsesión de Demir con Yilmaz, que en varias ocasiones pondrá en juego su honor para mancharse las manos de sangre y acabar con él.

Como él dice, haría de todo por su adorada Züleyha, e incluso forzarla a renunciar al amor de su vida. El ultimátum que le da Demir es claro: o tu hijo o Yilmaz, y a la joven no le quedará otra que concertar una cita con Yilmaz para soltar una larga lista de mentiras que termine por alejarle de ella.

Unos de los reencuentros más esperados durante la breve trayectoria de la serie y que termina con un sabor amargo al ver cómo las esperanzas de ambos por estar juntos se destruyen.

Y cada vez, su relación se volverá más y más fría, aunque Züleyha sueña con que llegue el momento de poder contarle toda la verdad. Hasta entonces, el interrogante de “¿Demir o Yilmaz?” sigue abierto, y aunque parece que el destino de Züleyha junto a Demir está más que escrito, ‘Tierra Amarga’ no ha hecho más que empezar.

Publicidad