Publicidad

Aunque a David le preocupan más otras cosas que ya pertenecen al pasado, pero que él aún no puede olvidar y está tomando algunos senderos que no gustan a sus amigos.

Ruth organiza una fiesta de disfraces a la que invita a todo el mundo, con motivo del cumpleaños de Cabano. Lógicamente, eso es algo que molesta a Román. Mientras, Cova permanece en Madrid ayudando a Paula con el pequeño Isaac. La joven madre se está volviendo loca con tanta nueva responsabilidad, tanto en casa como en el colegio.

Al Zurbarán llega alguien muy especial: Jon, un atractivo chaval que enseguida va a llamar la atención no sólo por sus dotes para socializar, sino por la silla de ruedas que necesita para moverse. Álvaro, al que sus compañeros siguen dando de lado por lo ocurrido con Teresa en aquella fiesta, intentará acercarse al nuevo.

La crisis económica va a llegar también al colegio, planteando nuevas trabas para Martín y Vaquero a la hora de tomar decisiones. Este último tendrá que paliar también obstáculos en su relación con Berto y Verónica, cuando reciban una inesperada y comprometida visita.