Matías se encontraba arreglando una silla en ‘La posada de María’ cuando ambos se acordaban de sus dos grandes amigos Elsa e Isaac. El padre Filiberto llegaba al negocio y, tras recordarle a Matías que hacía mucho que no lo visitaba, terminó dándole al hombre una lección con la que orientar la fe de su familia.

Después de la recomendación de Don Filiberto de acudir a la iglesia junto a su hija y como una familia unida, Marcela le ha recordado a su esposo las palabras de su abuelo antes de marcharse. Matías, mostrándose algo arrepentido, parece estar dispuesto a luchar por la familia que creó con Marcela. ¿Ha llegado el momento de la reconciliación? ¿Se habrá olvidado definitivamente de Alicia Urrutia?