Se Estrena » Noticias

AUNQUE NO OTRO TIPO DE INYECCIONES

Kate Beckinsale niega haberse puesto botox nunca y no entiende por qué la gente piensa que sí

La actriz Kate Beckinsale ha negado rotundamente haber recibido botox para mantener su rostro atractivo y ha explicado por qué nunca lo hará. También ha hablado de otro tipo de mejoras físicas.

Publicidad

Kate Beckinsale es especialmente conocida por su participación en 'Pearl Harbor' y en la saga cinematográfica 'Underworld' como la vampiresa Selene. Pero ahora la actriz de 47 años está en boca de la gente por su imagen, que ha sido motivo de acusaciones de botox contra la actriz, algo que ha negado de forma tajante.

"Mi familia generalmente siempre parece más joven", dice a Sunday Times. "Incluso mi perro tiene nueve años y parece un cachorro", añade. "Tengo miedo de paralizar mi cara", ha confesado al mismo tiempo. "La voz de mi madre está en mi cabeza, muy fuerte, en todo momento", dice, trayendo a colación a su madre.

"Mi madre ni siquiera se haría un tratamiento facial, sospecha de algo así, y se ve jod*****nte radiante. Sé que si me pusiera botox, tendría el ojo caído, y mi madre diría: '¡Te lo dije! ¿Ves? Nunca deberías hacer eso'", bromea sobre su madre y el botox.

También dijo que no está "en contra de que la gente lo haga", pero le molesta que asuman que ella lo hace. "Me cabreo. Porque asumen que he hecho lo que literalmente no he hecho", confiesa.

Pero algo que sí ha reconocido usar Kate Beckinsale es usar inyecciones de plasma rico en plaquetas (PRP). "Me gusta el PRP, cuando toman tu sangre, el plasma y lo reinyectan en tu piel", explica. "Eso es algo real, de tu propio cuerpo. ¡Pero no con cosas venenosas aterradoras!", dice la actriz, estableciendo la diferencia entre el PRP y el botox.

Aunque, Beckinsale mantiene que para ella el envejecimiento no es algo importante, no cuando su padre, Richard Beckinsale, falleció de un ataque al corazón con tan solo 31 años.

"He sido muy consciente de la posibilidad de que la gente puede morir en cualquier momento", reconoce. "La gente empezó a intentar que me preocupase cumplir 40 años cuando estaba cumpliendo 33. Pero si lo sobrecargas así, harás que a esa persona no le importe una mierda".

Y también quiso hablar con el mismo medio sobre la posición de las mujeres en los cánones de belleza. "Creo que, cuando empiezas, si la gente te percibe como atractiva, es útil al principio", opina. "Si la gente empieza a pensar que eso es lo principal, no creo que eso sea útil para nadie, y menos para ti. Creo que las mujeres estamos condenadas de todos modos. No me refiero solo a actrices. ¿Dónde está el jod*** punto óptimo para las mujeres?".

Publicidad