Se Estrena » Noticias

NACÍA EN BERLÍN HACE 110 AÑOS

Marlene Dietrich: La fría mirada del 'angel ázul'

Se llamaba, en realidad, Marie Magdalene Dietrich. Pero pasó a la historia del cine como Marlene Dietrich, el primer mito erótico del celuloide. Se cumplen 110 años del  nacimiento de la actriz.

Marlene Dietrich

Gtres Marlene Dietrich

Publicidad

Se estrena.com | Madrid
| 27.12.2011 11:45

Hace 110 años, en un barrio de Berlin, nacía el primer mito erótico de la historia del cine. Marlene Dietrich sería su nombre de artista. En realidad, se llamaba Marie Magdalene.

Tocaba el violín ya desde pequeña, y se apuntó después a la escuela de interpretación de Max Reinhardt. Tras empezar su carrera en películas alemanas, obtuvo un papel en la primera película europea sonora, 'El ángel azul', dirigida por Josef Von Sternberg, película que la lanzó a la fama.

Fue el primer mito erótico en la historia del cine

Von Sternberg construyó en torno a Marlene Dietrich el mito de la diva. De hecho, su contribución a la historia del cine más recordada es como estrella en varios filmes de este director a comienzos de los años 30, como 'Capricho Imperial' y 'Expreso de Shangai', en los que interpretó a "femmes fatales".

Pero la actriz fue ampliando su repertorio con films como 'Testigo de cargo' (dirigida por Billy Wilder), 'Sed de mal' de Orson Welles o 'Vencedores o vencidos', donde tiene una escena en la que pasea por la calle con el actor Spencer Tracy y escuchan como música de fondo en una taberna alemana la famosa canción 'Lilí Marleen', que ella popularizó después.

Fue poseedora del título de 'Las piernas perfectas'. Tanto, que fueron aseguradas por un millón de dólares. Fue la única estrella que osó hacer sombra a Greta Garbo, con la que mantuvo una latente rivalidad que encubría, al parecer, una relación lésbica vivida entre ambas en su juventud.

Sus piernas fueron aseguradas por un millón de dólares

Dietrich se nacionalizó norteamericana en 1937. Durante la Segunda Guerra Mundial, fue una de las primeras estrellas en recaudar bonos de guerra estadounidenses, además de entretener a las tropas del frente, y fue muy conocida por sus fuertes convicciones políticas y su firmeza anti-nazi.

Su carrera en el espectáculo terminó en 1974, cuando se rompió una pierna en el escenario. Pasó su última década en reposo en su apartamento de la avenida Montaigne de París hasta que murió tranquilamente a los 90 años en 1992.

Su deslumbranete presencia e innegable "glamour", reforzado por su actitud de mujer fría e inaccesible, hicieron de Marlene Dietrich una de las auténticas divas en la historia del cine.

Publicidad