Chris Hemsworth es el único vengador original que va a continuar en la nueva fase de Marvel tras anunciarse 'Thor: Love and Thunder', película que será la cuarta entrega en solitario dentro de la saga del Dios del Trueno.

Antes de que llegue este momento, otras tres cintas se hicieron antes aunque es la tercera película, 'Thor: Ragnarok', la mejor valorada de todas tras la llegada de Taika Waititi, director del film.

Pero aunque 'Ragnarok' fue todo un éxito, antes de hacerse había mucho en juego pues suponía darle un giro radical a la historia de Thor llevándola por un lado mucho más cómico y saliéndose de lo que habíamos visto en las dos primeras películas.

"Quería que funcionara tanto y sabía que nos estábamos dejando la piel, así que tuve un sentimiento muy positivo sobre nuestro enfoque para hacer esa película", ha explicado Hemsworth en su visita a la ACE Comic Con tal y como recoge 'ComicBook'.

Pero no todo el mundo involucrado en el proyecto era tan optimista como Chris. Este es el caso de Mark Ruffalo quien llegó a temer por el giro que le dieron a Hulk: "Recuerdo que Mark Ruffalo me miró y dijo: '¿Estamos arruinando esta película? ¿Estamos destruyendo estos personajes? Tessa dijo: '¿De qué estoy formando parte? ¿Qué estoy haciendo?'", explica el actor.

Finalmente el riesgo sirvió para algo y 'Thor: Ragnarok' fue un auténtico triunfo que todos celebraron: "Estaba sorprendido y feliz y asombrado por la respuesta. Todos queríamos que eso sucediera y sentimos que era algo que podría suceder más que nunca y cuando sucedió, fue increíble", termina diciendo Chris Hemsworth.

Seguro que te interesa:

Nunca pensaste ver así a Thor: Mark Ruffalo comparte la imagen de Chris Hemsworth más privada hasta la fecha