En la saga de 'Harry Potter', creada por la autora J.K. Rowling, las criaturas que fueron denominadas como los Dementores tenían la función de custodiar la prisión de Azkaban.

Dentro del mundo mágico inventado por la autora, los Dementores absorbían la buena energía y la felicidad de todo los que se veían presos y la única forma de derrotarlos era el 'Expecto Patronum', un encantamiento formado a partir de momentos felices.

Pero, ¿por qué Harry pudo acabar con unos seres cuyos poderes eran letales reformulando un hechizo que hacía reminiscencia a la felicidad? Te lo contamos en el vídeo de arriba.

Seguro que te interesa:

Luna Lovegood y 'Harry Potter' eran su destino: La enfermedad de Evanna Lynch que le ayudó a superar J.K. Rowling