Algunas te sorprenderán

Algunas te sorprenderán

Estas comidas son peligrosas.... ¡ojo con ellas!

Hay alimentos desaconsejables y luego hay otros que, directamente, son peligrosos para tu salud en determinadas condiciones. ¿Te haces alguna vez palomitas al microondas?

Precaución con las palomitas de microondas.
Precaución con las palomitas de microondas. | Flickr (CC)

Eh, vale, parece bastante improbable que un bol de palomitas pueda hacerte daño, ¿verdad? Pues mucho ojito, porque hay alimentos que no solo no le hacen ningún favor a tu salud sino que pueden hacerte pupa mala. ¿No te lo crees? Escucha.

Palomitas de microondas. Para empezar, la bolsa en la que vienen muchas de ellas, listas para introducirse en el micro, tienen ácido perfluorooctanoico (PFOA), lo que se asocia a problemas de fertilidad en seres humanos. Es mucho más sano hacer nuestras propias palomitas con un chorrito de aceite de oliva y en la sartén. Tu salud te lo agradecerá.

Las raíces, tallos y hojas de las fresas |

Cualquier fresa no ecológica. Aunque lleguen a nuestras manos con su color rojo impecable, las fresas que se cultivan de forma no ecológica esconden un poco apetecible secreto. Un estudio del departamento de agricultura norteamericana descubrió hace poco hasta 13 pesticidas en distintas fresas en el mercado. Desde luego, una manera de evitar esto es consumirlas de cultivo ecológico.

Brotes de soja | EFE

Brotes. ¿En serio? Te los encuentras en ensaladas en restaurantes y no te imaginas que te puedan hacer daño. La verdad es que hay un largo historial de contaminación en brotes en los últimos años. El problema está en el propio proceso de germinación, que se realiza en temperaturas templadas, y que favorece la aparición de bacterias como el e.coli o la salmonela.

Anacardos | TanteTati

Anacardos. El rey del fruto seco también puede jugarnos una mala pasada si lo consumimos crudo. El problema está en urushiol, un aceite que puede conducirnos a sufrir brotes alérgicos muy severos o graves problemas dermatológicos. No obstante, podemos estar tranquilos: los que se venden en supermercados están cocinados al vapor para quitarles este amenazador aceite.

La miel es un básico de nuestros malo momentos. | Cocinatis

Miel sin pasteurizar. Si en algún viaje nos ofrecen miel recién cogida de la colmena, precaución. Solo una cucharada puede llevarno a sufrir mareos, sudores en frío, náuseas o vómitos. La culpable es una sustancia llamada grayanotoxina, presente en la miel "cruda". Mejor siempre tomarla después de que haya pasado por el proceso de pasteurización. Nos evitaremos más de un susto.

La nuez moscada, peligrosa | Wikipedia

Nuez moscada. Normalmente solo usamos una pizca en nuestros platos y mejor que siga siendo así... La nuez moscada tiene propiedads alucinógenas si la tomamos en mayores cantidades. Cinco gramos pueden llevarnos a sufrir incluso convulsiones, así que con un pelllizco para la bechamel de las croquetas o un pelín para algún postre, más que suficiente.

Espinacas | Pixabay

Verduras de hoja verde. Casi una de cada cinco intoxicaciones alimentarias tiene que ver con algún vegetal de hoja verde. Solemos poner espinacas, por ejemplo, en nuestras ensaladas y no siempre tenemos la precaución de lavarlas concienzudamente. Otras veces el problema de que la bacteria e.coli haga su aparición tiene que ver con una manipulación deficiente. Cuidado con ellas.

Javier Sánchez | @srjaviersanchez | Madrid | Actualizado el 13/07/2018 a las 11:03 horas

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.