51 años de su fallecimiento

Pepe Juesas descubrió la muerte de Nino Bravo por una indiscreción de los sanitarios: "Se nos rompió la vida"

El amigo íntimo del artista y el copiloto el día del fatídico accidente ha visitado el plató de Y ahora Sonsoles para recordar al valenciano. Nos ha contado cómo vivió el día en que falleció su amigo junto con su mujer Dolores, que lo ha explicado desde otro punto de vista.

Publicidad

Nino Bravo falleció hace 51 años en un accidente de coche y para recordarle hemos contado en plató con la presencia de Pepe Juesas, amigo del artista y una de las personas que iba con él en el coche.

Se conocieron después de que varios miembros del grupo que tenía Pepe se fueran y Nino llegó para cantar. La primera vez que escuchó su voz, ha asegurado que fue brutal. "Siempre causaba sensación", ha explicado.

El amigo del artista ha asegurado que Nino siempre mantuvo su humildad, pero tuvo que hacerse duro porque la fama hizo que mucha gente se acercara a él, pero no siempre con las mejores intenciones. Por tanto, comenzó a analizar mucho a quién se acercaba.

Hasta que Nino Bravo apareció en la escena musical el trono indiscutible era de Raphael, y por eso la aparición del nuevo artista cambió las tendencias y provocó críticas, pero al final había sitio para todos.

Sin embargo, el 16 de abril de 1973, Nino Bravo perdió el control de su coche en una carretera camino de Madrid y perdió la vida. Pepe Juesas era el copiloto y aún le cuesta ver las imágenes.

"Me enteré de su muerte por una indiscreción de los sanitarios"

Pepe Juesas, amigo íntimo de Nino Bravo

Y es que eran cinco amigos de toda la vida que tuvieron que luchar mucho porque en aquella época, viniendo de provincias, todavía era más complicado que les tomaran en serio. "Eso creó unos lazos muy grandes", ha dicho.

A pesar de que Nino Bravo cada vez era más conocido y que le propusieron sustituir a sus amigos por otros músicos de la discográfica, siempre apostó por ellos. El día del accidente, Nino y el resto del grupo venían de almorzar y Pepe no sabe si se podría haber evitado.

Además, ese día habían descansado después de mucho trabajo y kilómetros, por lo que el accidente ocurrió ese día porque tenía que ocurrir. Antes del accidente, Nino le envió flores a la mujer de Pepe Juesas para pedirle que le dejara ir a Madrid con él, pues una semana antes habían estado allí.

Pepe se partió el cuello y estuvo a punto de quedarse parapléjico y se prometió no hablar nunca del accidente por la familia de Nino. "Me enteré de su muerte por una indiscreción de los sanitarios", ha dicho.

A Pepe y el resto de músicos "se les rompió la vida", porque de pronto lo perdieron todo. Su mujer, Dolores, cree que Pepe nunca se ha recuperado de su fallecimiento y que es una cosa que lleva dentro que lo tendrá siempre.

Antena 3» Programas» Y ahora Sonsoles

Publicidad