Según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), en el Cantábrico habrá cielo nuboso con lluvias y/o lloviznas débiles, mientras en la meseta norte, centro peninsular, sistema Ibérico y Pirineos se producirá nubosidad de evolución diurna, con posibilidad de chubascos o tormentas ocasionales, mas probables en áreas de montaña.

En el resto de la Península y en Baleares, el tiempo será estable con predominio de cielo poco nuboso o despejado. En Canarias, cielo nuboso en el norte de las islas de más relieve, con una pequeña posibilidad de lluvias en el extremo noroeste del archipiélago.

Se prevé un descenso de las temperaturas diurnas en la mayor parte de la Península, especialmente en la cordillera Cantábrica, alto Ebro y Navarra, donde el descenso puede ser notable, incluso localmente extraordinario. Habrá pocos cambios en los archipiélagos. Las temperaturas nocturnas bajan ligeramente en la meseta y en Extremadura; en el resto no habrá cambios.

Predominará el viento de componente norte en Galicia, área cantábrica y alto Ebro, con intervalos de fuerte en el litoral gallego. Del oeste en el Estrecho y de componente este en el área mediterránea. Soplarán los alisios en Canarias, con intervalos de fuertes, y habrá probabilidad de rachas de viento fuerte en áreas de tormenta.