El viernes entrará en la Península un frente que llega por Galicia y zonas del oeste de Castilla y León. Este frente dejará el viernes y el sábado lluvias en toda la Península salvo en el litoral mediterraneo, Baleares y Canarias.

Los cielos serán variables con lluvias y viento durante todo el puente. Sin embargo, aunque se espera un descenso generalizado de las temperaturas estas seguirán siendo altas para la época del año en la que nos encontramos.

Entre las excepciones con temperaturas altas encontramos Córdoba o Sevilla donde este viernes habrá 30 grados, mientras en Madrid se llegará a 25.