Los seis octogenarios comenzaron su aventura viajando desde España hasta Tanzania, donde María Luisa pudo cumplir su sueño: cocinar una paella a una tribu Masái. A continuación, se trasladaron hasta Turquía. Allí, Juan, que sueña con encontrar el amor, plantó un castaño en el Valle del Amor en la Capadocia. Y, en el último programa, vimos cómo los seis soñadores disfrutaron de la cultura japonesa en Tokio.

En Tanzania, uno de los momentos que más nos hicieron reír fue el safari que los aventureros realizaron junto a Arturo Valls. Se quedaron impresionados por los diferentes animales exóticos que encontraron en la sabana. Pero, con lo que más alucinó María fue con la “larguísima trompa de abajo” de los elefantes. ¡Vuelve a ver el momento!

Cuando se trasladaron a Turquía, uno de los lugares que visitaron fue Estambul. Los seis viajeros fueron a la mezquita de Suileimán. Allí, estuvieron hablando sobre el amor y el sexo a los 80. El momento fue muy divertido ya que María le preguntó a Juan si él toma la ‘vinagra’, el extremeño aseguró no necesitar ni ‘vinagra’ ni viagra, lo que provocó las carcajadas de todo el grupo.

En Estambul, Arturo Valls también les llevó a la plaza de Sultanahmet para probar uno de los productos más típicos de la ciudad: un helado artesanal. La técnica que emplean los heladeros para realizarlos sorprendió a los viajeros, ya que hacen trucos de magia para servir el helado y a María y María Luisa les costó atrapar el cucurucho. Sin duda fue uno de los momentos más divertidos del viaje

"¡Qué hemos hecho para que nos des este castigo!"

En el segundo programa, pudimos ver cómo los seis soñadores viajaron hasta Tokio. Las costumbres japonesas sorprendieron mucho a los viajeros ya que existe un mayor contraste cultural y, en muchas ocasiones, no pudieron contener la risa al verse en situaciones que nunca antes habrían imaginado. Uno de esos momentos fue el desayuno, la postura y la técnica de los palillos les costó practicarla, sobre todo a Paquita quien aseguraba: “Yo no voy a poder comer” y a María Luisa que lloraba de la risa mientras decía: “¡Qué hemos hecho para que nos des este castigo!

Otro de los momentos que, sin duda, más nos hizo reír fue la experiencia de María en una peluquería de Tokio. La malagueña tuvo dificultades a la hora de expresarle lo que quería hacerse al peluquero y María no podía dejar de reír al verse en esa tesitura. ¡Revive el momento!

Los seis viajeros están disfrutando de su aventura y, está claro, que la risa que provocan sus primeras experiencias por el mundo va en aumento. No te pierdas este jueves a las 22:45 el tercer programa de ‘Por el mundo a los 80’ en México.